•  |
  •  |
  • END

Más de 15 pequeños productores, originarios de Monimbó y las comarcas Quebrada Honda, Diriomito, y Pacayita, participaron en la Primera Feria de La Purísima.

La feria se realizó del 26 al 29 de noviembre, de las nueve de la mañana a las seis de la tarde en el Parque Central donde se exhibieron productos que se ofrecen en esta época.

En la feria se ofertaron artículos artesanales que forman parte de la famosa “gorra” y son repartidos después de los rezos o en La Gritería en honor a la Virgen María. “Es nuestra iniciativa para rescatar las artesanías de Masaya”, explicó Ignacio Balladares, Coordinador de la Primera Feria de La Purísima y miembro de la Comisión Municipal de la Pequeña y Mediana Empresa de Masaya.

Precios bajos

En la feria de los masayas, visitantes nacionales llegaron a comprar sus productos a precios asequibles. “Los productos que todavía se están ofreciendo en madera son: matracas, maracas, maromeros, carritos, artículos de palma, chischiles, petates, indios, canastillas, mariposas. En las bebidas están: chicha, chicha bruja, cebada, pinol, pinolillo, cacao y horchata; en los dulces: ayote en miel, gofio, cajetas, y nancites encurtidos”, dijo Balladares.

Por su parte, el alcalde de Masaya, Félix Trejos dijo que la Alcaldía no le cobró a los pequeños productores por el espacio donde ofertan los productos: “Es una manera de incentivar la participación de los artesanos de Masaya y rescatar las costumbres de Nicaragua”, concluyó Trejos.

El comité organizador de “La Primera Feria de la Purísima” está conformado por José Ignacio Balladares, Esteban Rivas, Carlos José López Latino, Marcos Antonio López Latino, y José de los Santos Rodríguez.