•  |
  •  |
  • END

ISLA DE OMETEPE

El anunció de la construcción de un aeropuerto internacional en la Isla de Ometepe, continúa sólo en los planes y planos de la Empresa Administradora de Aeropuertos Internacionales (EAAI), ya que en la delegación departamental de Rivas del Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (Marena), no ha llegado la solicitud de permiso de impacto ambiental, para este ambicioso proyecto.

El anunció de la construcción del aeropuerto la hizo en octubre del 2010, el gerente general de EAAI, Orlando Castillo Guerrero, quien dijo que el proyecto sería una realidad a finales del 2011.

Explicó que en una primera etapa se invertirán ocho millones de dólares, y que la pista se construiría en la comarca “La Paloma”, del municipio de Moyogalpa.

Sin embargo, a la fecha en la delegación departamental de Marena no se ha presentado ninguna solicitud del permiso de impacto ambiental, que también debe ser consultada a los pobladores para que conozcan en qué consistirá la obra y lo efectos que ocasionará.

El delegado de Marena, Mario Rodríguez confirmó que a dicha delegación aún no se ha presentado el permiso para la ejecución de la obra y lo más probable es que los trámites se realicen en Marena central.

Tiene ventajas y desventajas

En la Alcaldía de Moyogalpa, el jefe de proyectos, Francisco Chávez confirmó que la municipalidad tampoco ha emitido el permiso de uso del suelo, y en la actualidad la EAAI, únicamente “está realizando estudios de preinversión para ver la factibilidad del proyecto y en eso nosotros sólo somos facilitadores”, expresó.

Chávez, explicó que aún no hay nada concreto sobre la construcción del aeropuerto, el cual según él, tiene ventajas y desventajas como todo proyecto, “pero de momento sólo es una proyección de la empresa de aeropuertos” comentó.

Ex alcalde cuestionó obra

En los planes del gerente de la EAAI, el aeropuerto se construiría en una antigua pista de aterrizaje con una extensión de 1,500 metros de largo por 30 de ancho, y dicha terminal tendría la capacidad para que aterricen aviones AN-26 con capacidad de trasportar 50 mil libras, ya que así lo aseguró Castillo Guerrero cuando hizo el anunció del proyecto desde el terreno de la antigua pista de “La Paloma”.

Tras el anunció, el ex alcalde del municipio de Altagracia, Crescencio Ruiz Oporta advirtió que el lugar donde se pretende construir el aeropuerto es una zona riesgosa debido a los constantes deslizamientos de arena del volcán Concepción y la presencia de cenizas cada vez que el coloso tiene explosiones, por lo que Ruiz Oporta recomendó hacer un estudio exhaustivo del lugar.

Para remarcar su advertencia Ruiz dijo ser conocedor del lugar, y confirmó que es una zona no recomendable para edificaciones. Como ejemplo, recordó que la antigua pista “La Paloma” fue clausurada en 1995 porque una mañana amaneció llena de arena.

“La última avioneta que aterrizó en julio de ese año fue una de la línea aérea La Costeña, que misteriosamente fue secuestrada y trasladada a Colombia”, recordó Ruiz Oporta.