•   Jalapa, Nueva Segovia  |
  •  |
  •  |

Usuarios del sector 2 de la zona alta de esta ciudad se tomaron las oficinas de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados, Enacal, para hacer oír la verdadera voz del “poder ciudadano” ante la ineficiencia de los funcionarios de brindar el servicio de agua potable.

“Llevamos 15 días de estar sin agua y pagando 15 córdobas el viaje de agua para el oficio de la casa”, dijo Aurora Jerez, directiva que representa unos 150 usuarios afectados por el desabastecimiento del vital líquido.

Otra señora residente en el mismo sector manifestó que para lavar la ropa y el aseso personal tienen que acudir a la quebradita El Majaste, que pasa por la periferia este de la población, “pero debemos esperar muchas horas para que den lugar a los lavaderos porque es mucha gente la que llega por la mañana”, señaló.

La mañana del martes, los funcionarios de Enacal, Elsa Fajardo Guillén y del nivel departamental Norberto Fajardo, se vieron obligados a reunirse con los usuarios para explicar las causas del desabastecimiento y acordar alternativas de mitigación al problema.

Hasta buscar la fuente les obligan a usuarios

A las negociaciones también se incorporaron como parte interesada el alcalde Orlando Zeledón Sobalvarro: David Solbalvarro, de la Oficina de Defensa del Consumidor y Edwin Calero, secretario político del partido orteguista.

Por el comité de usuarios sin agua participaron Norlin García,  Jairo Sarantes, Marvin Blanco, Janorys García, Erick López, Norlin García y Gustavo Padilla,

Como medida temporal acordaron rehabilitar un antiguo tanque de almacenamiento que está en el mismo sector afectado, mientras los usuarios deberán buscar una fuente hídrica en las serranías vecinas para implementar un proyecto similar al que tienen de forma autónoma otros usuarios.

La promesa es la formulación de un sistema, cuyos costos deberán ser asumidos por los pobladores, hasta por el monto del 50% y el restante por la Alcaldía. De igual manera, el coste de mantenimiento deberá ser asumido por los usuarios.

Mientras esto se haga realidad, Enacal y la Comuna se comprometieron enviar camiones cisternas tres por semana y dos veces diarias para llevarles el vital líquido del pozo número 4 situado al oeste de la ciudad. Los usuarios advirtieron que deben cumplir con sus demandas, de lo contrario pasarán a realizar acciones mayores.

Los funcionarios de Enacal se mostraron hostiles a la presencia de periodistas. La propia señora Fajardo Guillén despotricó contra el periodista del Canal 13, Marvín (Pepe) Zelaya, tras cerrarle puertas y ventanas de la sede.