•  |
  •  |

Con una nueva infraestructura completamente moderna de once edificios cuenta de ahora en adelante el colegio técnico agropecuario La Bastilla, ubicado a pocos kilómetros de la cabecera departamental de Jinotega, cuyo centro alberga actualmente a 47 estudiantes la mayoría de la zona rural.
Este centro ofrece a la juventud jinotegana un bachillerato técnico con énfasis en agro negocios, agropecuaria y turismo rural, bajo la metodología aprender haciendo y aprender ganando para promover una educación técnica auto-sostenible.
El eslogan Aprender haciendo, según su directora Yel-ba Valenzuela consiste en que los estudiantes además de recibir un 30 por ciento en teoría reciben el 70 por ciento práctico, para lo cual existen todas las condiciones necesarias.

Aprender ganando
En el caso de aprender ganando “Los jóvenes aprenden ganando porque cada día aprenden para ganar o sea que aprenden a cocinar, a arreglar sus habitaciones, a manejar la lechería, también significa cambio de actitudes para ser emprendedores en el mundo laboral”, dijo.
La nueva infraestructura fue posible gracias al apoyo económico de los propietarios de la cafetalera La Bastilla quienes donaron el terreno y a la Cooperación suiza que donó 44 mil dólares para la obra.
La obra fue inaugurada recientemente por los propietarios de la cafetalera La Bastilla, por el señor Peter Bischof, Director para América Central de la cooperación suiza y demás autoridades.
Desde el 2005 abrió sus puertas este centro a la juventud jinotegana, cuyo proyecto  nace como una responsabilidad social de los propietarios La Bastilla, quienes han adquirido una responsabilidad social dirigida a la educación y al turismo rural.
“La idea es que la Primaria y Secundaria sea el semillero del colegio técnico de estudiantes que quieran estudiar agropecuaria y turismo, la idea la hemos ido consolidando lo que nos hacía falta era la infraestructura y aplicamos a unos fondos de la cooperación suiza y hemos logrado cumplir los requisitos que como donantes requieren”, dijo Valenzuela.
Por su parte, Peter Bischof, Director para América Central de la cooperación Suiza, dijo que este proyecto coincide con las prioridades de la Cooperación suiza dado que se orienta a dotar a jóvenes con las habilidades y competencias que les dan el poder de enfrentar los desafíos productivos en sus fincas familiares o en su desempeño laboral en diversas empresas.
“Además de toda la formación agropecuaria que ofrece este bachillerato técnico también es muy importante las instalaciones para formar en los oficios relacionados con el turismo rural ya que Jinotega cuenta con hermosos destinos y este colegio es una contribución para que la juventud jinotegana tenga la oportunidad de formarse”, expresó.
Es importante mencionar que los docentes que laboran en este colegio técnico se capacitan en el Zamora de Honduras y en España ya que la idea es convertir este colegio en un Zamora en pequeño, siendo el único de Nicaragua que cuenta con estas características.