•  |
  •  |

Enfrascados en la competencia europea y los escándalos que la rodean, el Barcelona y el Real Madrid perdieron el sábado sus partidos por la liga española de fútbol, con lo que la cima de la tabla quedó igual a cuatro fechas del final.
El Real Madrid perdió en casa 3-2 con el Zaragoza del técnico mexicano Javier Aguirre y desperdició la oportunidad de acercarse al Barcelona, que más tarde cayó 2-1 en su visita a la Real Sociedad.


Al no modificarse la brecha entre los clásicos rivales, el Barsa tiene el título casi asegurado, ya que quedó con 88 unidades, ocho más que el Madrid, cuando se deben disputar 12 puntos más.


El Zaragoza llegó a 39 unidades y se distanció cuatro puntos de la zona del descenso, mientras que la Real Sociedad sumó 41 y se colocó a seis.
En San Sebastián, Barcelona jugó una primera mitad cómoda, con un claro dominio del balón, y se puso arriba a los 29 minutos, cuando Thiago Alcántara remató tras un primer disparo del argentino Lionel Messi.


En la reanudación, los locales presionaron y el francés Antoine Griezmann asistió al uruguayo Diego Ifrán, a los 71, para que anotase el tanto del empate.


La Real le dio la vuelta al partido a los 82 cuando el argentino Javier Mascherano cometió un penal que convirtió Xabi Prieto. El arquero azulgrana José Manuel Pinto estuvo a punto de atajar el penal y debió intervenir en varias jugadas para evitar otro tanto de los vascos, que hicieron sufrir al líder.


El zaguero argentino del Barsa Gabriel Milito se lesionó en la misma jugada en que le anularon un gol que ponía 2-1 a los catalanes.


En el Santiago Bernabéu, el capitán Iker Casillas y el zaguero Sergio Ramos presentaron el trofeo de la Copa del Rey a la afición antes del partido.
A los 41 minutos, Angel Lafita aprovechó un error de Casillas, que pifió un despeje, para adelantar al Zaragoza.


En el segundo tiempo, el portugués Ricardo Carvalho cometió una falta a Lafita en el área que redundó en un penal y una tarjeta amarilla para el zaguero. Gabriel "Gabi" Fernández engañó a Casillas con un disparo cruzado a los 54 para anotar el segundo.


Ramos descontó a los 63 de cabeza tras un saque de esquina del alemán Mesut Özil. Pero a los 77 Lafita superó en un contraataque a Casillas para convertir el tercero del Zaragoza.


Carvalho vio la segunda amarilla a los 85 y el Madrid volvió a terminar un partido con 10 jugadores.


Karim Benzema envió un derechazo a la red después de recibir una asistencia del argentino Gonzalo Higuaín a los 86.


El brasileño Kaká pudo anotar el tanto del empate en el descuento, pero el arquero Toni Doblas se lo impidió.