•  |
  •  |

Dallas quedó sin piernas, sin aliento y sin  puntería en el cierre de juego, y el Heat sin alardear sobre su furia y capacidad para demoler, se impuso 92-84 en la primera batalla por el título de 2011 en la NBA.

Cerrando el tercer período, con el marcador 62-61 a favor del Heat, Lebrón James cortó el suspenso con un triple espectacular después de consumir todo el tiempo disponible dejando sin aliento a los Mavericks. La diferencia por 65-61, se convirtió en irreversible. Después de dos acercamientos por 68-66 y 72-69 en el último cuarto, Dallas se derritió frente al calor agobiante impuesto por el Heat en crecimiento, hasta caer por ocho puntos, pese al esfuerzo de Dirk Nowitzki marcando 27, máxima cifra del partido.

Los Mavericks, que derrotaron en sus dos enfrentamientos al Heat durante la temporada, se adelantó por un punto 17-16 en un primer cuarto muy frío e impreciso, como de tanteo, y empatando 27-27 un agitado segundo período, con llamativos bombardeos de tres puntos por los dos lados, dieron la impresión de soltarse en el siguiente cuarto llegando a conseguir ventaja de ocho puntos 51-43, pero el Heat, aprovechando lo errático de Barea durante sus penetraciones, los intentos frustrados de Haywood y la desaparición de John Terry, tan útil en la primera mitad, se volcaron con Wade encendido y Lebrón restaurado, después de haber sido limitado a solo dos puntos en el segundo cuarto.

La ventaja de cuatro del equipo de Miami antes del último período, facilitó un accionar intenso con Wade y Lebrón -que marcaron 22 y 24 puntos- al frente, y Bosh sin excederse, agregando cinco para totalizar 19. Una vez más en estas series postemporada, el Heat demostró que “tres es mucho”, en lo referente al aporte de sus fieras, fortaleciendo su favoritismo.

¿Quién detrás de Nowitzki?, es un drama para Dallas. Terry se fue apagando y Kidd, quien logró dos triples casi consecutivos en el primer período, tuvo que esperar hasta que comenzó a caer el telón, para acertar otro.

Dallas mostró un buen despliegue ofensivo, pero careció de precisión para resolver, incluso en situaciones abiertamente favorables, no propiamente porque la defensa del Heat apretara convenientemente las tuercas. Shawn Marion con 16 puntos y Terry con 12, sin puntos en el último período, trataron de contribuir con Nowitzki.

dplay@ibw.com.ni