•   Estados Unidos / EFE  |
  •  |
  •  |

El béisbol puertorriqueño y latinoamericano ya tiene un nuevo miembro en el Salón de la Fama, con la figura del exsegunda base Roberto Alomar, que encabezó la clase de 2011 junto con el exlanzador Bert Blyleven.

Alomar se convirtió en el séptimo latino que llega al Salón de la Fama y el tercer boricua, después que antes entrasen el legendario Roberto Clemente y Orlando Cepeda.

La figura de Alomar alcanzó más valor para el mundo latinoamericano cuando inició su discurso de aceptación hablando en español de su nativo Puerto Rico, y lo hizo para decir que se “sentía muy orgulloso de sus orígenes y de ser puertorriqueño”.

Como antes lo habían hecho también el llorado y siempre recordado Clemente (1973) junto con Cepeda (1999).

“Siempre he jugado con el corazón y la mente pensando en mi isla”, destacó Alomar en la ceremonia celebrada hoy en Cooperstown, Nueva York. “Es una verdadera bendición el poder compartir este momento con todos ustedes”.
Alomar jugó con los equipos de los Azulejos que ganaron las Series Mundiales de 1992 y 1993, y se convirtió en el primer jugador de esa franquicia que entra al Salón de la Fama.

Alomar, de 43 años, también es el vigésimosegundo intermedista en la historia de las Grandes Ligas que llega al Salón de la Fama con .300 de promedio y 210 jonrones, pero lo más importante es que también vuelve abrir de nuevo la puerta a los peloteros latinoamericanos para que tengan la oportunidad, a partir de ahora, recibir más reconocimiento que el que se le ha dado en cuanto a ser miembros del Salón de la Fama.

Mientras, Blyleven, que ganó 287 juegos en su carrera de 22 años como lanzador, y Pat Gillick, que ganó tres de la Serie Mundial como gerente general, incluidas las dos que consiguieron los Azulejos y el hombre que logró el traspaso de Alomar, también recibieron el honor más alto que se otorga dentro del béisbol profesional.

El exlanzador ganó dos Series Mundiales, la primera en 1979 con los Piratas de Pittsburgh y la segunda en 1987 con los Mellizos de Minnesota. Completó su carrera de 22 años con 287 victorias y completó 60 blanqueadas.