•  |
  •  |

El invicto Pablo César Cano reconoce que en Erik “Terrible” Morales tendrá a un durísimo adversario, pero se siente con la capacidad de dar la sorpresa y proclamarse campeón mundial superligero (WBC), este sábado en el hotel y casino MGM de Las Vegas.

“Creo que por algo se dan las cosas. Esta oportunidad que tengo en mis manos hay que aprovecharla, me siento capaz y ahora sólo me enfoco en la pelea”, dijo Cano.

“Si uno está seguro de que se puede hacer un buen papel, por qué no agarrar un chance como el que se me presenta. Sin duda, Erik es un gran púgil, con experiencia, muchas peleas titulares lo avalan, maneja bien el contragolpe, sin embargo, yo tengo hambre de ser alguien en la vida y Morales no es invencible”.

La mayoría de sus pleitos han sido en peso ligero, pero afirma que en la división de los superlivianos “he hecho varias contiendas y me he sentido muy fuerte, soy monarca de la NABF”.

Pablo César (23-0-1, 18 nocauts) prosiguió: “En Los Ángeles, California y aquí en Las Vegas los periodistas me preguntaron que la tendré muy difícil. Siempre respeto a la prensa, pero yo lo único que les digo es que estoy listo para una batalla mundialista”, concluyó.