•  |
  •  |

Boston no se endereza y Tampa tropieza. Anoche, mientras Roy Halladay de los Filis lograba su victoria 18 por 1-0 estrangulando a los bateadores de Houston, los Medias Rojas pese al jonrón 26 de Adrián González, cayeron 5-4 ante Toronto, y sus temibles retadores en la batalla por el “comodín”, Rays de Tampa, rebotaban nuevamente frente a los hundidos Orioles, separados un océano del liderato en el Este de la Americana.

Así que la diferencia de cuatro juegos entre Boston (86-62) y Tampa (82-66), le inyecta un excedente de riesgo, suspenso, desesperación y garra a los cuatro duelos entre ellos, que se inician hoy en el Fenway Park, con Jeremy Hellickson (12-10 y 2.96) enfrentando a Andrew Miller (6-3 y un tenebroso 5.58).

La ventaja de Tampa en el pitcheo abridor que se hizo sentir en la reciente serie sostenida la semana pasada, es el factor que inclina la balanza de los pronósticos. James Shields, muy crecido (15-10 y 2.70 con 210 kaes) no tiene rival programado para el viernes, porque Francona está pendiente del diagnóstico sobre su “as” en reacondicionamiento Josh Beckett, en tanto para la tercera batalla, Jeff Niemann de Tampa (10-7 y 3.97) cruzará disparos con Jon Lester (15-7 y 3.07), y en el cierre dominical, el zurdo David Price (12-12 y 3.34 con 210 ponches), va contra el nudillista Tim Wakefield, quien tardó un mundo en obtener su triunfo 200 hace unos días.

Si Tampa consiguiera imponerse 3-1 en la serie, recortaría la diferencia a solo dos juegos, pero si los Medias Rojas logran forzar un cambio de golpes 2-2, mantienen la distancia de cuatro, quedando 10 partidos pendientes. Para reducir la intriga, Boston tendría que ganar la serie extendiendo su ventaja.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus