•  |
  •  |

Como siempre, el sabor de la derrota es amargo, y lo comprobamos anoche al perder por 5-2 ante Venezuela, un juego que al revisar las imágenes, pudo haber tomado otro rumbo.

Eso es lo que más me atrae del beisbol: las múltiples variantes teóricas que se pueden utilizar, no solo para explicar una derrota, sino para hacerla reversible una vez que el hecho ha quedado consumado. El batazo oportuno que no se produjo, la jugada defensiva que no se realizó, el pitcheo que careció de astucia, la maniobra equivocada, como lo es ahora el quitarle el bate a Guido. En fin, todo eso es solo material para discusiones inútiles.

Sencillamente, no pudimos crecer en los momentos de mayor exigencia. Nos quedamos cortos, y perdimos. Carlos Mory fue más pitcher que Julio César Raudez, el bateo venezolano supo “rimar” ruidosamente en el decisivo cierre del sexto con tres dobletes despeja-intriga, se cometió un error de repercusión en el cuarto episodio, se perdieron hombres en las bases, nuestros emergentes se precipitaron, y al caer el telón, como una muestra del esfuerzo frustrado, el out final en el plato, con Campbell necesitando piernas más rápidas y sus pulmones resoplando.

Denis Martínez pensó utilizar a Raudez como relevista para sacar provecho de su experiencia y recursos, pero aplicó una rectificación y le entregó la píldora para abrir. Con un doble de Cardona, un sacrificio y un roletazo, Venezuela se adelantó 1-0 en el propio inicio, pero Nicaragua empató en el tercero por hit de Sandor, dos lanzamientos desviados y estocada de Britton.

Un inning después, Venezuela tomaba ventaja 2-1 con flay de sacrificio de Saúl Torres, y aumentaba 3-1 con el jonrón de William Vásquez, quien estará con el Bóer en la Profesional. Sandor Guido se voló la cerca en el cierre de ese quinto inning, apretando la pizarra 3-2, pero el arco de iris de esperanzas se esfumó cuando Venezuela agregó dos en el sexto explotando a Raudez y estableciendo una diferencia por 5-2, que permaneció inalterable.

Impresionó el relevo de siete outs consecutivos realizado por Maynor Mora, quién reemplazó a Raudez, cerrando por Nicaragua Juan Serrano, Eldo Thomas y Junior Téllez.

Italia nuestro próximo rival, derrotó 7-0 al equipo de Australia, mientras Cuba con Miguel González doblegaba 3-0 a Dominicana, Canadá superaba 3-1 a Japón, y Holanda vapuleaba a 19-0 a Grecia.