Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

ROMA

Un Inter con voracidad ofensiva buscará proclamarse campeón de la Liga italiana de fútbol, con dos semanas de adelanto, en el derbi que disputará frente al Milan, en la 36ª jornada de la Serie A, y dar así una doble satisfacción a sus aficionados.

Ganar el Scudetto (tercero consecutivo y 16º de su historia) y el clásico es el objetivo del Inter, pero el AC Milan, quinto en la clasificación, no se lo pondrá fácil, porque necesita los tres puntos para intentar lograr una de las cuatro plazas que dan la posibilidad de disputar la UEFA Champions League.

El Inter necesita sólo ganar, ya que así quedarían sólo seis puntos por disputar en las dos jornadas restantes y su más directo seguidor, la Roma, sólo podría aspirar al empate final en la tabla de posiciones, lo que igual le dará la ventaja al Inter de los argentinos por su ventaja en los encuentros directos. Además, tiene una gran ventaja en la diferencia de goles.

La formación que se enfrentará al Milan no será muy diferente de la que ya puso en el campo Roberto Mancini en sus últimas cuatro victorias consecutivas y cuenta entre sus hombres claves con el argentino Julio Cruz, hombre de partidos decisivos.

El entrenador del Milan, Carlo Ancelotti, tiene entre sus filas, además de la baja de Ronaldo, las del defensor Paolo Maldini y el brasileño Nelson Dida, con una pequeña contusión en una rodilla, quien será sustituido en el arco por el australiano Zeljko Kalac.

Los puntos firmes del equipo son el medio punta brasileño Kaká y el italiano Filippo Inzaghi, autores de 12 de los últimos 14 goles del Milan.

La Roma se batirá frente a la Sampdoria para seguir manteniendo su segundo puesto de la tabla y su pase directo a la Champions, en un partido que no será fácil.

Con dos defensores fuera de juego, el brasileño Juan Silveira Dos Santos, Descalificado, y Matteo Ferrari, lesionado, el técnico de la Roma, Luciano Spalletti, intentará buscar una alternativa en defensa, sin olvidar la falta de su delantero Francesco Totti.

En la Sampdoria, 6º en la clasificación y en lucha por los puestos de la Copa UEFA, el técnico Walter Mazzarri mantiene alta la moral de sus hombres y ha señalado que ésta es ya “una temporada de enmarcar”, pero quisiera añadirle “los clavos: de oro de la Champions o de plata de la UEFA”.

Mazzarri señaló que recibiendo en casa a la Roma, “se enfrentan dos equipos que juegan un buen fútbol, por lo que resultará un bonito partido” y “sin lugar a dudas dificilísimo”, aunque dijo no estar preocupado por la baja de Christian Maggio, descalificado.

La Fiorentina, cuarto en la clasificación, viajará el domingo al campo del Cagliari, cerca de los puestos de descenso, en el que no debería ser un partido complicado.

Sin embargo, sobre el equipo de Florencia podría pesar el partido que jugará este jueves en casa frente al escocés Glasgow Rangers en la vuelta de la semifinal de la Copa de la UEFA (0-0 en la ida).

El técnico del Cagliari, Davide Ballaridni, ha asegurado que depende sólo del equipo mantener la categoría y consideró que lograr 39 puntos, en la actualidad están en 35 en la tabla sería “la cuota de salvación”.

A tres jornadas del final de la Liga, se hace aún más férrea la lucha entre los puestos de descenso, pues a estas alturas cualquier encuentro es decisivo: Livorno, Parma y Reggina cierran la tabla por el final.

El Livorno, último con 30 puntos, deberá enfrentarse fuera de casa con el Atalanta, de mitad de la tabla, en un partido decisivo, que debería ser el más complicado de los tres que le quedan por jugar.

El club, en un intento por mejorar ‘in extremis’ sus resultados, decidió hace sólo dos días cambiar de entrenador y al banquillo volverá Fernando Ordi, en sustitución de Giancarlo Camolese.

Encuentro tan fundamental como difícil también para el Parma, penúltimo, que confía en su entrenador Héctor Cuper para librarse del descenso, y que recibirá al Genoa.