•  |
  •  |
  • END

Vicente Padilla está viviendo con el alma aferrada a la posibilidad de superar las 15 victorias en este 2008, hasta ahora resplandeciente. Su pitcheo ha sido lo suficientemente creativo y efectivo para edificar seis triunfos por dos reveses, de frente a su última apertura en mayo.

Después de 3-2 en abril registrando 3.79 en carreras limpias, el lanzallamas pinolero presenta balance de 3-0 en este mes, con dos trabajos sin decisión, fijando su efectividad en 3.33, la segunda mejor en la rotación de Texas, sólo detrás del 2.95 de Sidney Ponson, quien ha recorrido 28 entradas menos que las 67 y dos tercios de Padilla.

Nuestra gran pretensión alrededor de Vicente este año, es verlo manejar un ritmo de tres triunfos por mes, frecuencia que garantizaría su aterrizaje en la pista de los 18, un toque de distinción. Si el pinolero logra sujetar hoy a los sorprendentemente crecidos Rays de Tampa, apuntándose su cuarto triunfo del mes, estaría adelantándose a los cálculos previstos revestidos de optimismo, lo cual tendría un gran significado.

El rival del nicaragüense será el derecho Andy Sonnanstine, de 25 años, con el salario mínimo de 395 mil 800 dólares, pero máximo ganador de los Rays, con seis, pese a su averiado porcentaje de 5.09 en carreras limpias a lo largo de 63 entradas y dos tercios, muy próximo al kilometraje de Vicente.

El inicialista dominicano Carlos Peña, quien perteneció a la organización de los Rangers, le conecta tres hits en tres turnos a Padilla, en tanto el bateador designado Cliff Floyd con cuatro cohetes en 12 intentos promedia 333 contra el nica, y el guardabosques Carl Crawford, de 7-2, muestra 286 puntos.

Crawford, B.J. Upton, Peña, el peligroso prospecto Evan Longoria y Floyd, son los más presionantes artilleros de los Rays, que antes de los juegos de anoche encabezaban el Este de la Liga Americana, encima de Boston.

Sonnanstine vio cortarse una racha de cinco victorias frente a Oakland en su más reciente apertura el 21 de mayo, siendo atacado por nueve imparables que produjeron siete carreras limpias, haciendo que su efectividad saltara de aceptable a mediocre.

Padilla, el brazo más fuerte y confiable de Texas, no estuvo dominante contra Minnesota, pero entregó el juego ganado 6x3, sólo para que el relevo malograra la dorada posibilidad de su séptimo triunfo.

Líder de los Rangers en inicios (11), victorias (6), innings lanzados (67.2), blanqueos (1), ponches (44), bases (24) y segundo detrás Ponson en efectividad (3.33), Vicente Padilla escalará la colina del estadio de los Rays, pidiéndole inspiración, poder y control a su brazo derecho para continuar creciendo.