•  |
  •  |
  • END

El técnico holandés, Guus Hiddink, celebra con su asistente el triunfo ruso.

BASILEA / AFP.- El técnico holandés, Guus Hiddink, quien condujo el sábado a Rusia a semifinales de la Euro 2008 de fútbol, tras derrotar a su país de nacimiento por 3-1 en la prolongación, logró un nuevo milagro después de los conseguidos con las selecciones de Corea del Sur y Australia.

Hiddink logró llevar a la selección de Corea del Sur a las semifinales del Mundial 2002, tras dejar eliminada a Italia y España, con polémica arbitral en ambos casos, para acabar al final en cuarta posición, después de ser derrotada por Alemania y Turquía.

Después llevó a Australia a los octavos de final del Mundial 2006, donde fue eliminada por Italia (1-0), con un penalti marcado por Francesco Totti, tras una falta inexistente a Fabio Grosso, en el descuento (90+5).

En esta Euro 2008, tras eliminar a Inglaterra en la fase previa, comenzó mal la fase final de grupos, siendo goleada por España (4-1). Pero después se rehizo y batió sucesivamente al campeón europeo, Grecia (1-0), a Suecia (2-0) en los partidos del Grupo D y ahora al gran favorito Holanda (3-1), en cuartos.

“Holanda tiene un equipo imposible de dominar tácticamente, técnicamente y físicamente; y hemos logrado superarlos en estos tres aspectos. Mis jugadores han sabido jugar bien y en lugar de ir al contragolpe, continuaron empujando para lograr el gol de la victoria”, dijo Hiddink al final del partido.