•  |
  •  |

La naturaleza del ser humano nos hace impredecibles… A veces echamos al cesto de la basura con una simplicidad asombrosa, lo que tanto costó construir.  
Lo que sucedió ayer con Juan Palacios, pudo haber sido el último capítulo que se escribe de su carrera boxística, que ha sido manchada con sus dos irresponsabilidades para marcar la categoría.

Ayer en la ceremonia de pesaje realizado a las 4 de la tarde en el IND, el ex dos veces campeón mundial ni se molestó en presentarse a la actividad producto del sobrepeso que cargaba.

Fue sorprendente la magnitud de la falta de profesionalismo de Palacios, a quien se trató de contactar por la vía telefónica, pero sus móviles estaban apagados. Al apreciar la irregularidad el comisionado de turno de la Comisión Nicaragüense de Boxeo Profesional (Conibox), Gustavo Solórzano, concedió media hora para ver si aparecía Juan, pero la espera fue en vano.

“Si no quiere seguir en el boxeo que se retire y punto, no que me hace quedar mal como entrenador. Yo tengo una reputación que me ha costado años y no es justo que venga Palacios a empañarla”, dijo sumamente molesto Reynaldo Mendoza, quien ha sido su adiestrador en los últimos años.

Esta la segunda vez que Juan cae en esta situación, porque en agosto de este año en Acapulco perdió el cinturón interino de las 105 libras AMB en la báscula, al marcar 107 en el primer intento y 108 en el segundo.

“Me decepcionó Palacios, es un irresponsable, si sabía que no podía dar las 109 libras hubiese dicho y nos arreglamos, pero mantuvo la farsa e hizo quedar mal a su promotora y a los nicaragüenses”, dijo el panameño Carlos Mello, quien sí cumplió al pesar el tonelaje pactado.

¿Será sancionado?.. Al menos el representante de Conibox no aseguró nada, porque habrá que esperar la decisión en reunión del próximo martes.