•   Londres / EFE  |
  •  |
  •  |

El tropiezo del Manchester United en el clásico frente al Liverpool (1-1) propició que el City se alzara como nuevo líder de la liga inglesa tras imponerse con comodidad al Aston Villa en su propio estadio (4-1).

El United y el City, que hasta ayer compartían la cabeza de la clasificación con 19 puntos, con la diferencia de goles favorable a los de Alex Ferguson, saltaron al campo con la mente puesta en sus compromisos de Liga de Campeones de esta semana y reservaron a algunas de sus estrellas.

El Manchester United continúa su racha de derrotas ligueras en Anfield, que dura desde 2007, y se vio incapaz de superar al Liverpool con Wayne Rooney, máximo goleador de la Premier, y el mexicano "Chicharito" Hernández fuera del once

titular.

El Liverpool se adelantó en el minuto 68 por medio de Steven Gerrard. Consciente de que una derrota ponía en peligro el liderato, Ferguson dio entrada a todo su arsenal atacante: Rooney, Nani y "Chicharito", y diez minutos después, el mexicano logró equilibrar el encuentro y salvar un punto para los "red devils" al rematar a la red un balón a la salida de un córner.

El empate no fue suficiente para que el United se mantuviera en la cabeza de la tabla después de que el Manchester City solventara con comodidad el partido contra el Aston Villa con un gol de media chilena del italiano Balotelli en la primera parte y otros tres

tantos de Johnson, Kompany y Milner en la segunda.

En Italia, el Parma evitó el asalto del Nápoles al liderato tras imponerse en San Paolo (1-2), el Milán, le ganó al Palermo (3-0), pero el Inter acentúa su crisis tras caer contra el Catania (2-1).

El Nápoles es tercero en la tabla a un punto del Juventus y Udinese. El Milan es undécimo con 8 puntos, pero el Inter (4) no levanta cabeza. Encajó el cuarto revés

del curso y está en las orillas del descenso (17) después de caer ante el Catania.