•  |
  •  |

Como van las cosas, muchos records serán tumbados en el presente Campeonato de la Liga Profesional de beisbol… Ya es frecuente ver marcadores de más de 15 carreras y pasando de la veintena de hits, destrozando brazos.

Ya apuntábamos que el bate Marucci que se está utilizando influye mucho en la potencia de los batazos. Según las especificaciones sobre sus cualidades, éste “es un bate más fuerte, de gran efectividad, se consigue mayor alcance bateando con fortaleza e incrementa el average”.

Ya Elmer Reyes lleva dos jonrones, Ramón Flores es el primer pelotero que batea dos jonrones en el estadio de León en la Profesional, Esteban Ramírez suma tres, todos los equipos ya se han acercado a la veintena de hits en un partido y se dan rallies poderosos.

Hasta la fecha no se ha lanzado blanqueada, y a la larga puede ser una rareza, y sólo aquellos que utilicen envíos de “quiebre” podrán salir a flote. Difícilmente el pitcheo de velocidad se impondrá, a menos que sus envíos se sostengan sobre las 90 millas, y de esos no hay muchos.

Un problema que en estos momentos se les presenta a los equipos es el calendario de reprogramación. Jugarán doce partidos en 13 días y ante ofensivas exigentes.

Los 78 hits, 17 dobles, 5 triples, 14 jonrones, 50 anotadas, 42 empujadas y el .378 de promedio ofensivo, que son los récords en la LNBP, pueden ser amenazados y superados.

Entre las últimas notas destacadas del Campeonato, ayer amaneció como líder de bateo el zurdo norteño Moisés Flores, con promedio de .769, al conectar 10 hits en 13 turnos oficiales al bate. Le sigue Juan Oviedo con .529 (9-17).

Flores bateó 7 hits en turnos oficiales consecutivos, empatando el registro del estadounidense Brian Nichols la temporada pasada.

En el partido del miércoles que el Bóer le ganó 18x4 a Chinandega, además de empatar el récord de anotaciones en un inning, el Bóer impuso récord de impulsadas (17) y de dobles (8), superando su propio récord (7) lograda en el 2005. José Campuzano, Elmer Reyes y Juan Camilo batearon 2 hits (2-2) en el quinto inning, sumándose a otros 14 peloteros que habían conseguido esa hazaña.