•  |
  •  |

¡Qué deleite..! Cómo se disfruta ver correr sobre las almohadillas al dominicano José Campuzano. Ese muchacho sí que vuela cuando se desplaza, con él en acción, el show está garantizado.

Ciertamente el Bóer ganó 5x1 a León con pitcheo de Gustavo Martínez (4-0), pero lo más impactante de la noche en el Estadio Nacional Denis Martínez fue ese corrin de Campuzano (3) que le permitió acreditarse un jonrón dentro del cuadro en el tercer episodio.

Con ese metrallazo entre el jardín derecho y central que no pudo alcanzar Ramón Flores, el habilidoso jugador dominicano selló su desempeño en el último partido del Bóer en su estadio en este moribundo 2011. Ahora será hasta el 4 de enero que regresen a la acción para recibir a los Tigres.

Los Indios edificaron su victoria número 27 de la VII Liga Profesional gracias a un eficaz pitcheo de Martínez, quien en 6.0 entradas aceptó tres sencillos, con cuatro ponches y una base. Berman Espinoza con relevo de 3.0 inning de un imparable se apuntó su primer juego salvado. El revés fue a cuentas de Erick Blackwell (2-4).

El rostro del triunfo empezó a pintarse en el tercer capítulo con el jonrón de Campuzano, quien debió barrerse en el pentágono para llegar safe. Los leoneses empataron las acciones en quinto, incogibles seguidos de Juan Urbina y Ramón Flores, además de boleto a Lenín Aragón llenaron los costales, situación que aprovechó Ernesto Garay para empujar con rola incómoda por el pitcheo el empate.

En el mismo cierre el Bóer volvió a tomar control del duelo producto de fly de sacrificio de Campuzano, que envió al pentágono a Mario Holmann. En el sexto episodio cañonazo productivo de Marlon Abea trajo a Juan Camilo con la tercera de la Tribu.

Finalmente en el séptimo inning con las bases repletas, Elmer Reyes ligó hit al central para traer las carreras cuatro y cinco.

Juan Infante, el líder de bateo se fue de 4-0 y bajó su promedio hasta .384 (151-58). Y a Marlon Abea, calma hermano, el golpe es parte del juego y reaccionar de esa forma es feo.