•  |
  •  |

Los penales proporcionaron al Liverpool el reencuentro con el éxito en la Copa de la Liga que no pudo conquistar el conjunto galés del Cardiff, revelación de la competición, que falló tres de los cinco lanzamientos que ejecutó en la tanda.

Cardiff fue un rival más que digno. El conjunto galés que disputa la segunda división de la Liga Inglesa, no pudo superar la presión en el momento más importante de la historia de la entidad.

Liverpool, que conquistó su octavo título, el primero después del que logró en 2003, el club más laureado en la competición, no equilibró la situación hasta la hora de juego, con un disparo del eslovaco Martin Skrtel.

La tanda estuvo marcada por los errores. Steven Gerrard y Charlie Adam fallaron para el Liverpool. Kenny Miller para el Cardiff. Pero los ‘reds’ acertaron en el resto de tiros mientras Rudy Gestede y Anthony Gerrard estuvieron desafortunados ante el marco de Reina, que celebró a lo grande el reencuentro con un título para el histórico Liverpool.