•  |
  •  |
  • END

Pekín / AFP
Jamaica se consolidó este domingo como nueva reina de la velocidad, destronando a EU, después del triplete de atletas de la isla en la final femenina de 100 metros de los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, que se unió a la exhibición del sábado de Usain Bolt.

Si Jamaica parece haber usurpado el lugar de los norteamericanos, los etíopes en cambio siguen dominando las carreras de fondo; y este domingo, Kenenisa Bekele cosechó su segundo oro olímpico de 10 mil metros, al entrar en meta delante de su compatriota Sileshi Sihine.

La jamaicana Shelly Ann Fraser se proclamó campeona olímpica de 100 metros planos, con un tiempo de 10.78, escoltada en el podio por sus compatriotas Sherone Simpson y Kerron Stewart, segundas ex-aequo (10.98).

Después de varios minutos examinando la “foto-finish”, los jueces decidieron conceder dos medallas de plata.

Este triplete, con tres atletas semidesconocidas que cosechaban su primer gran triunfo internacional, consolidó la superioridad de Jamaica en la velocidad, después del oro de Usain Bolt en la carrera masculina de la misma distancia. “La actuación de Usain me inspiró para ganar hoy”, dijo Fraser.

Por su parte, Kenenisa Bekele ganó los 10 mil metros por segunda vez consecutiva, con lo que se convirtió en el quinto atleta en lograr ganar dos oros seguidos en la prueba.

El etíope, quien busca el doblete e intentará ganar también la prueba de 5 mil metros, entró en meta delante de su compatriota Sileshi Sihine y del keniano, Micah Kogo.

Bekele marcó un tiempo de 27:01.17, un nuevo récord de los Juegos, y precedió, una vez más, como en Atenas 2004 y en los dos últimos Mundiales (2005, 2007), a Sihine, quien paró el reloj a los 27 minutos, 2 segundos y 77 centésimas, para llevarse la medalla de plata.

El etíope se unió con este segundo título a atletas como el finlandés Paavo Nurmi, quien hizo el doblete con ocho años de intervalo (1920/1928), el checoslovaco Emil Zatopek (1948/1952), el finlandés Lasse Viren (1972/1976) y su compatriota Haile Gebreselassie (1996/2000).

En otra prueba femenina, la rusa Gulnara Galkina-Samitova se convirtió en la primera campeona olímpica de 3 mil metros obstáculos, batiendo el récord mundial (8:58.81), y entrando en meta delante de la keniana, Eunice Jepkorir, y de la también rusa, Ekaterina Volkova.

La rusa, primera mujer en bajar de los nueve minutos en la distancia, mejoró en casi tres segundos su antiguo récord (9:01.59), establecido el 4 de julio de 2004 en Heraklion (Grecia). La rumana Constantina Tomescu ganó la medalla de oro en la prueba de maratón, con un tiempo de 2h:26.44, mientras que la plusmarquista mundial británica, Paula Radcliffe, terminó en el puesto 23.

La camerunesa, Françoise Mbango, campeona olímpica en Atenas 2004, revalidó su título en triple salto, con una marca de 15,32 m, la segunda mejor de la historia, mientras que el esloveno Primoz Kozmus ganó la medalla de oro de lanzamiento de martillo, convirtiéndose en el primer campeón olímpico de su país en la historia del atletismo.