•   Newcastle, Reino Unido  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las selecciones de México y Brasil han avanzado hasta las Semifinales de un torneo olímpico masculino de fútbol de Londres 2012, del que quedará en la memoria Honduras y el heroico comportamiento de “la Legión Catracha” antes de caer con las botas puestas ante los de Mano Menezes.

Fue ejemplar la actitud de los jugadores del colombiano Luis Fernando Suárez, y especialmente del ovacionado Róger Espinoza, antes de ceder el paso a las Semifinales de un Brasil rescatado por Leandro Damiao y su lección en St James Park de como debe jugar un 9.

Dos goles del delantero del Internacional de Porto Alegre y un penalti provocado por él mismo, y transformado por Neymar, ha necesitado Brasil para quitarse el susto de encima ante una Honduras que se le adelantó dos veces y que durante el tiempo que estuvieron ambas selecciones en igualdad numérica iba ganando 0-1.

Pero Brasil es mucho Brasil en todo y la verdeamarilla consiguió salir vivo de una emboscada táctica del rival que dejó casi inertes a sus laterales y a sus estrellas de medio campo.

Y en semifinales, la “canarinha” se medirá a Corea del Sur, vencedora a penaltis de una Gran Bretaña que ha consumado el fracaso europeo en una competición que ahora será un mano a mano Asia-América.

El jugador del Chelsea Daniel Sturridge ha puesto, con el único y por tanto decisivo fallo en la tanda de penaltis, una de las pocas sombras en la radiante participación británica en estos Juegos Olímpicos.

Por su lado, México sufrió más de lo que merecía para finalmente acercarse al sueño de las medallas, al vencer a Senegal 4-2 en tiempo extra.

Jorge Enríquez peinó el balón y lo envió a las redes al minuto 10, amplió al 62 con gol de Javier Aquino. Sin embargo, en contragolpes los africanos empataron con el goleador Moussa Konate (69) y luego el reemplazante Ibrahima Balde (76) con pase de Bouare, ambos de cabeza.

En el alargue, Gio Dos Santos (98) puso el 3-2 y Héctor Herrera (109), en otro despiste de los senegaleses, puso el definitivo 4-2.

A los de Luis Fernando Tena les espera ahora uno de los equipos que más ha impactado en lo que va de torneo, una Japón que venció 2-0 a Egipto.