•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Hace 60 años, el 18 de septiembre de 1952, Alejandro “El Toro” Canales, oriundo de La Ceiba, comarca de León, se cubrió de gloria al vencer 6-2 por segunda ocasión en la XIII Serie Mundial de béisbol amateur, a la poderosa Selección cubana, en el Estadio El Cerro, hoy Latinoamericano.

A través del tiempo se ha manejado que nuestra Selección Nacional fue dirigida por el cubano “Cheo” Ramos, pero según las informaciones aparecidas en los diarios de la época, el seleccionado nacional fue comandado, por Carlos “Pichón” Navas junto a Carlos Katengell. “Cheo” Ramos fue nombrado desde un inicio por las autoridades del béisbol como entrenador y asesor del cuerpo técnico, algo similar al trabajo realizado por Tony Castaño en la XX Serie Mundial de 1972, donde Argelio “La Bruja” Córdoba dirigió a la Selección Nacional que derrotó por tercera vez en estas lides al “coloso” cubano.

Es justo reivindicar por la verdad histórica, el mérito de Carlos “Pichón” Navas, al convertirse en el primer mánager nicaragüense que derrotó a los antillanos en su propio terreno.

Integraron esta “guerrilla”, como la llamaba en una de las tantas entrevistas que me brindó su mentor, los siguientes peloteros: Alejandro Canales, Bayardo Reyes, Rosalío Castro, Benjamín López, Moisés Niño Obando, Julio Torres, Eduardo Green, Stanley Cayasso, Mike Omier, Enrique Acosta, Ernesto Chamorro, Arnulfo Romero, Francisco Fletes, Eduardo “El Gallito” López. Sobreviven a esta gran gesta deportiva, Ramiro Noguera Brenes, Barticus Benard Sinclair, Fernando Castillo Arana y Adolfo García Montano.