•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Ganó el Madrid 2-0 al Rayo Vallecano, sin brillo, sin autoridad, pero sin discusión. Uno ve jugar a este Madrid con tantos cortocircuitos, perdiendo el ritmo por largos ratos, superado en posesión de pelota por un rival discreto, y hasta temeroso de enredarse, que es natural preguntarse ¿qué le pasa a la realeza?

Un equipazo, capaz de funcionar como una trituradora, que no termina de asentarse, eso es lo que parece este Madrid que con un gol del francés Benzema en el minuto 13, casi a quemarropa, y un penal cobrado por Cristiano a los 70, por una falla de Amat, mano desde el suelo sobre un pase del propio Cristiano al centro del área. Posteriormente, Cristiano hizo rebotar un balón en el madero, cuando ya no había nada que discutir.

Una vez más, Iker Casillas realizó un par de intervenciones estupendas, sobre todo, sobre un remate de Delibasic aprovechando un despeje desajustado de Xabi Alonso.

Antes del primer Clásico el 7 de octubre, hay una fecha pendiente con el Barcelona enfrentando al complicado Sevilla, mientras la tropa de Mourinho, intentará mostrarse aceitada, atrevida y destructiva con el Deportivo.

La diferencia de 8 puntos después de cinco fechas entre el Barsa y el Madrid, parece exagerada, porque si bien es cierto, raramente el Madrid que tan bien lució en la final de Copa y frente al City en la Champions, no ha podido sincronizar como todos esperamos, en tanto el Barcelona, pese a enfrentar dificultades, ha sabido resolver con el liderazgo de cerebros como Messi y Xavi.