•   Londres, Inglaterra  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El Manchester United, que se impuso este lunes al Aston Villa por 3-0, con un triplete del holandés Robin Van Persie, ganó su vigésimo título de Premier League cuando restan cuatro jornadas para el final.

La derrota del Manchester City, el domingo en campo de Tottenham (3-1), había puesto el título en bandeja a sus vecinos del United.

Tras disputarse la jornada 34 de la liga inglesa, el Manchester United saca una diferencia de 16 puntos (84 frente a 68) cuando al City, que ha jugado un partido menos, le quedan cinco fechas.

Con sus tres tantos, marcados en los 33 primeros minutos de partido, Van Persie se colocó en primera posición en la tabla de goleadores, con 24 dianas, superando al uruguayo Luis Suárez, del Liverpool, que lleva 23.

El holandés abrió el marcador en el minuto 2, al rematar cerca de portería un centro del galés Ryan Giggs desde la izquierda.

Después de un disparo al palo del brasileño Rafael, Van Persie anotó el segundo en el 13 al rematar con una volea un pase largo de Wayne Rooney.

El holandés cerraría su cuenta particular y la de su equipo en el 33 al poner en la red otro pase de la muerte de Giggs desde la izquierda.

Curiosamente, en los tres goles, Van Persie se encontraba en posición dudosa y en posible fuera de juego.

El festival Van Persie se dio también en labores defensivas ya que sacó en el minuto 50 un balón debajo de los palos con la cabeza cuando el portero español David de Gea ya estaba batido.

"No es importante que haya marcado tres goles sino que el equipo ha ganado. Fue bueno marcar tan pronto. He tenido que esperar mucho tiempo para ganar mi primer título", dijo Van Persie, que llegó esta temporada al United, procedente del Arsenal, donde estuvo ocho temporadas.

"Es un sentimiento magnífico. Tenemos un equipo con fantásticos jugadores. Este título es de todos. Pienso que este vigésimo título para el club es merecido", añadió Van Persie, que hasta ahora había ganado una Copa de la UEFA con el Feyenoord de Rotterdam (2002) y una Copa de Inglaterra con el Arsenal (2005).

En la victoria del Manchester United participó el ecuatoriano Antonio Valencia, que estuvo en la jugada del primer gol, cediendo por la derecha hacia atrás un balón para que lo colgase Rafael y acabara marcando Van Persie a pase de Giggs.

El mexicano Javier 'Chicharito' Hernández, que estuvo calentando en el segundo tiempo, no llegó a entrar en el terreno de juego.

Es el quinto título nacional ganado por Manchester United en siete años y el decimotercero de la era Alex Ferguson, desde que llegó en 1986, el mismo número que ha ganado Ryan Giggs.

"Estoy encantado por los jugadores, por el equipo técnico y los aficionados", afirmó Ferguson.

"Se puede perder el título como ocurrió el año pasado (cuando ganó el Manchester City), pero nuestra consistencia en los últimos 20 años ha sido increíble", añadió el técnico.

Los Red Devils se adueñaron del primer puesto en la 13ª jornada, a finales de noviembre, y no cesaron desde entonces de aumentar su ventaja con una gran serie de 18 partidos sin derrota (16 victorias, 2 empate) hasta principios de abril.

Este título, que coloca al Manchester United con dos títulos más que su rival histórico Liverpool, salva la temporada del equipo, tras haber sido eliminado en octavos de final de la Liga de Campeones por el por el Real Madrid, en cuartos de final de la Copa de Inglaterra y en cuarta ronda de la Copa de la Liga.

Wayne Rooney, que jugaba su partido 400 con el United, afirmó que este logro hacía olvidar en parte la decepción de perder el título la pasada temporada en la última jornada, cuando el City ganó la Premier.

"Cuando pierdes así el título es difícil de aceptar. No fue una buena sensación perderlo de ese modo. Nos dimos a fondo y lo hicimos muy bien para llegar a esto al final de la temporada", añadió.