•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El prospecto e invicto peleador nicaragüense Carlos “Chocorroncito” Buitrago (25-0, 16 nocauts), vapuleó en un round a Yáder “Rosendito” Escobar (24-5-1, 15 nocauts), un rival que lució muy inferior y que no cumplió con su pronóstico de “desengañar” al retador a la corona mundial mínima de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

Buitrago, en cambio, se mostró suelto desde que sonó la campana, no escatimó esfuerzos para meter con autoridad sus golpes e imponer su ritmo de pelea. Largos jabs de izquierda combinados con volados de derecha y un potente upper pusieron en aprietos a Yáder, quien fue enviado a la lona con un sello de derrota en su frente. Ese fluido ataque y feroz cañoneo del “Chocorroncito” marcó la pauta de la pelea, Yáder no pudo lamentablemente recuperarse en su totalidad de las potentes descargas de su verdugo. Sin embargo, se incorporó como todo un guerrero, dispuesto a “morir” en la raya.

Carlos sabía que su oponente estaba lastimado y no dejó escapar a su presa, al contrario, presionó para buscar un final rápido y volvió a mandar al piso a Yáder.

El tercer hombre del ring, Ramón González, hizo el respectivo conteo de protección, Escobar ya no tenía más nada que hacer frente a ese vendaval de golpes y otra vez más se fue a la lona, para así poner fin a un combate que no hizo sudar mucho al “Chocorroncito”.