Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

París / AFP
Sevilla y Racing Santander se clasificaron este jueves cómodamente para la fase de grupos de la Copa de la UEFA de fútbol, mientras que Valencia y Deportivo La Coruña completaron el pleno español con dos partidos de vuelta de primera ronda de infarto.

El Sevilla, campeón en 2006 y 2007, se impuso en el campo del Austria Salzburgo 2-0 con un doblete de Frédéric Kanouté, después de cosechar otro 2-0 en la ida en Sevilla.

Sin embargo, se encontró con un equipo dispuesto a remontar la eliminatoria con un destacado Alexander Zickler, el delantero que más peligro llevó al área de Andrés Palop, muy fallón en sus salidas. El Sevilla acabaría imponiéndose antes del descanso con un buen gol de su ariete Kanouté.

El franco-maliense controló un buen pase atrás desde la línea de fondo de Adriano para fusilar a Ochs (37) a las puertas del descanso. En la segunda parte, él mismo fue derribado dentro del área y el árbitro no dudó en pitar la pena máxima, que transformó el propio Kanouté (57) poniendo el definitivo 2-0.

Poco antes, el Racing de Santander se había clasificado al 1-0 en el campo del Honka Espoo finlandés, con gol de Edu Bedia (2). El equipo español, que ya se había impuesto por el mismo resultado en la ida, no tuvo ningún problema para deshacerse del líder de la Liga finlandesa.

Deportivo La Coruña, que había sorprendido con su derrota 2-0 en casa del Brann Bergen noruego en la ida, remontó con anotaciones del argentino Diego Colotto (18, 76), obligando al empate y la prórroga.

Finalmente, el 'Depor', se impuso 3-2 en la tanda de penaltis, con su portero, Daniel Aranzubía, atajando tres disparos.

El Valencia sufrió para lograr el pase a pesar de jugar en casa con la ventaja del 1-0 en la ida ante el Marítimo portugués. Los locales vieron cómo sus rivales se adelantaban gracias a Marcinho (39), pero Asier del Horno, en el 77, y David Villa (90+3) lograron la victoria 2-1 y el pase.

El AC Milán, también avanzó al ganar al FC Zúrich en Suiza por 1-0 con gol de Andrei Shevchenko, después de imponerse por 3-1 el partido de ida.