•   Ajaccio, Francia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El belga Jan Bakelants (Radioshack) logró la segunda etapa del Tour de Francia y el maillot amarillo tras un final agónico, ya que tras saltar de un grupo de seis escapados cruzó la meta con un segundo de ventaja sobre el gran pelotón, que a punto estuvo de echársele encima.

“Baki”, de 27 años, saltó a tiempo en una postrera escapada de 6 corredores formada en el descenso de la última cota, a 10 de meta, y segundos antes de ser cazados se rebeló en la recta de meta y alzó los brazos en vencedor por un suspiro, suficiente para convertirse en nuevo líder del Tour.

Emoción, intriga y confusión final. Bakelants retó al pelotón, que llegaba como un obús, pero intentó lo imposible y le salió cara. Su nombre se conoció cruzada la meta, pues la televisión prestó su identidad a su compañero del Radioshack Markel Irízar, ajeno a la disputa de la etapa. El belga, ganador del Tour del Porvenir y de la Lieja sub 23 en 2008, se estrenó en el Tour. El eslovaco Peter Sagan (Cannondale) y el polaco Michal Kwiatkowski (Omega) no le pudieron despertar del sueño hecho realidad. Quién se lo iba a decir tras su operación de rodilla en el mes de marzo.

Los esprínteres siguen inéditos en el Tour, algo que cabía esperar en una etapa ondulada, con 4 puertos que atravesaba la isla corsa por el interior, en diagonal desde Bastia hasta la capital, Ajaccio, a través de 156 kilómetros.

En la general siguen juntos todos los ilustres.

Bakelants viste con orgullo el maillot amarillo con un segundo sobre el británico David Millar (Garmin) y el francés Julien Frasimon (Sojasun). Los favoritos aparecen a partir de la décima plaza y Valverde es el primer español, decimocuarto. Todos en el mismo tiempo. El primer líder, el alemán Marcel Kittel (Argos), entró a 17 minutos.