•  |
  •  |
  • END

El poder e la inspiración del trío destructivo formado por B.J. Upton, Carlos Peña y Evan Longoria esta vez no fueron suficientes para que Tampa Bay derrotara a los Medias Rojas de Boston y se llevara el título de la Liga Americana pese a que el trabajo de Soctt Kazmir en la loma y la ofensiva de los Rays parecína que lograrían ese propósito.

Boston de forma increíble arrebató un partido que perdía 7x0 y lo ganó 8x7 con el despertar de David Ortiz y J.D. Drew, con actuaciones decisivas que pusieron la serie 3-2 a favor de Tampa Bay, que buscará mañana en su estadio el triunfo que le dé por primera vez en su historia una participación en una Serie Mundial.

Distinto a los otros duelos en el Fenway Park, éste levantó a los aficionados de sus butacas, provocó emociones de alaridos con los jonrones de David Ortiz y J.D. Drew, productores de tres y dos carreras, respectivamente, en el séptimo y octavo innings. Y luego, en el noveno, el mismo Drew dejó tendido a los Rays con doble remolcador.

El triunfo de Tampa parecía inevitable con los infaltables vuelacercas de Upton en sólo el inicio del duelo, y un back to back en el tercero de Peña y Longoria, que pusieron un 5x0 ante un frágil pitcheo de Daisuke Matsuzaka, la única esperanza de Boston para evitar la barrida en el propio Monstruo Verde. Un innings más pudo caminar el japonés.

Los Rays estaban dispuestos hacer historia y todo estaba bien hasta que perdieron la ventaja 7x0 que tuvieron hasta el séptimo, resguardada por el zurdo Scott Kazmir, que dejó sin carreras y en dos hits a los Medias Rojas en seis episodios.

Pero el relevo de Tampa estuvo fatal. En el séptimo Grant Balfour admitió cuatro carreras con cuatro hits, destacando el cuadrangular de tres carreras de Ortiz, que le dio a su afición en el Fenway Park la esperanza de ver resurgir a su equipo, como lo hizo ante los Yanquis cuando perdían 0-3 el campeonato de la Liga Americana en 2004.

Con el partido 7x4, el relevo de Boston comenzó a mostrar el dominio que no había tenido en los partidos anteriores. Y esta vez Jonathan Papelbon y Justin Masterson no permitieron más libertades a la recia artillería de Tampa.

En el cierre del octavo, los Medias Rojas empataron el juego 7x7 con vuelacerca de Drew y sencillo impulsador de Coco Crisp, y en el noveno, después de dos outs, entre ellos un ponche a Ortiz, Kevin Youkilis llegó a segunda por hit y error del tercera base, le dieron boleto a Jason Bay y Drew le dio el respiro a Boston con el doble remolcador.

La serie está 3-2 para Tampa, y se traslada mañana al estadio de los Rays (6:07), donde se medirán James Shields y Josh Beckett, por Boston, en el sexto partido.