•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Cada gota de sudor derramada por Félix “El Gemelo” Alvarado (18-0-0, 15 KO), debido al desgaste físico que ha realizado en cada sesión de entrenamiento para bajar de peso, es el reflejo del hambre y sed que tiene este púgil de 24 años que buscará su sueño el próximo 31 de diciembre en Osaka, Japón, cuando enfrente al monarca nipón Kazuto Ioka (13-0-0, 9 KO), por la corona minimosca (108 libras) de la Asociación Mundial de Boxeo, AMB.

Está previsto que Alvarado viaje hoy a las 11:30 am rumbo a Japón, junto a su entrenador Sergio González y sus manejadores Pablo Fletes y Miguel Ángel Arcia, quienes están confiados en que “El Gemelo” conquiste el campeonato mundial, no solo por su talento boxístico, sino también por la preparación física que tiene Félix para afrontar este reto.

Según Fletes, su pupilo entrenó el sábado, ayer realizó carrera por la mañana, posteriormente estuvo en los termales de Tipitapa y se tomó el resto del día para descansar. Lo más importante es que Alvarado tiene el peso controlado, de manera que ya no tendrá que exprimirse demasiado en Japón, donde el frío es uno de los enemigos para poder bajar de peso.

“Ayer pesó 108 libras exactas, pero eso varía, la idea es que pueda comer durante el viaje que será largo. Él aumenta dos libras, pero después las baja cuando entrena. No hay problema con el peso”, comentó Fletes.

Por su parte, Alvarado se mostró confiado y comentó que “tengo la fe en Dios de conseguir este título. Me he preparado fuerte para esta pelea porque quiero ser campeón mundial. El trabajo más fuerte ya se hizo, ahora solo es cuestión de mantenerse cerca del peso para no tener ningún problema en Japón, donde hace mucho frío y eso afecta a cualquiera para

poder sudar”.