•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Lo más presionante de esta Liga Profesional oscurecida por lo discutible de su calidad, es la presencia constante de lo imprevisto, sobre todo en forma de fallas defensivas, garantizando que no hay nada escrito mientras los temblores provoquen escalofríos.

Ayer, dos errores que resultaron mortales para los indios en el noveno episodio, hicieron desaparecer la ventaja de una carrera que consiguieron en el séptimo por 6-5, abriendo las puertas para que los Orientales entraran de manera impune al asalto del usualmente consistente Logan Durán, y con un jonrón mueve montañas de Wellinton Dotel impulsando par de carreras, sellaran entre la desesperación, un urgente triunfo por 9-6, que los mantiene en pie de lucha retando a los Tigres y buscando un boleto para semifinales.

Con dos circulando por transferencias y un out, Marcos Yépez sorprendió tratando inexplicablemente de “torear” una pelota, no de fildearla, y lo que hubiera sido el segundo out de ese noveno inning, se convirtió en el error que facilitó el empate 6-6 anotando Flores. De inmediato, una pelota bateada por Jimmy directamente hacia el short Sevilla, escapó al control de este, rebotó en su pecho, y la clara posibilidad de un doble play fue malograda, anotando Edgard López y adelantándose el Oriental 7-6. El aturdido Durán se sintió viajando vertiginosamente hacia el centro de la tierra, luego de ser estremecido por el jonrón de dos carreras disparado por Dotel encima de la pared derecha, estableciendo el 9-6 en la pizarra.

El manager oriental Omar Cisneros, sintiéndose “empanizado” saliendo de las cenizas, no lo podía creer. En lugar de estar viajando con los pies hinchados y el corazón herido hoy hacia El Viejo para fajarse con los Tigres, lo hará crecido, alegremente, aprovechando el derrumbe defensivo indio, que en el tercer episodio, cuando un Yépez perezoso quedó esperando un lento roletazo de Renato Morales en lugar de atacarlo adelantándose, dejó safe a un seguro segundo out con bases limpias. Dos bateadores después, Morales marcó la tercera carrera del Oriental, por un error en fildeo de Sevilla, el mismo que el jueves, parecía la reencarnación de Willie Miranda con dos jugadas de fantasía. Esa falla, le permitió al Oriental tomar ventaja de 3-0.

Agreguen que tres bases por bolas, una cedida por el abridor Danilo Álvarez a Ronald Garth en el segundo, y las otorgadas por Durán en el noveno al último bateador Moisés Flores y al lead-off Edgar López, se transformaron en carreras.

El Bóer se aproximó 3-2 en el cierre del tercero, el Oriental pareció escaparse 5-2 con dos carreras en el quinto, pero los indios respondieron con otras dos, estimulados por uno de los tres dobletes de Jilton Calderón, empataron en el sexto dejando las bases llenas frente al relevo de Julio Raudez, y se adelantaron 6-5 en el séptimo con Logan Durán intentando terminar de enlatar a los Tiburones, lo que no fue posible.

 

dplay@ibw.com.ni