•  |
  •  |
  • END

El Nuevo Herald
Orlando “El Duque” Hernández no es de esos que tira la toalla al menor síntoma de cansancio. Ilusionado con una rápida recuperación, el cubano dejó en claro que la idea del retiro no pasa por su mente y que confía en vestir un uniforme de Grandes Ligas la próxima temporada.

“De retiro nada”, expresó el ex lanzador de Industriales, que se había operado en agosto de un juanete. “Me siento muy bien. El ritmo de la recuperación me ha sorprendido a mí mismo.

Mi cuerpo responde favorablemente al tratamiento y no creo que ningún obstáculo pueda detenerme”.

Hernández, quien hace poco se declaró agente libre, no pudo actuar en la campaña previa con los Mets de Nueva York debido a una intervención quirúrgica en el juanete del pie derecho, que le obligó a permanecer en la lista de inhabilitados.

Los Mets tenían a Hernández como su quinto abridor, pero seguidos retrocesos --que le obligaron a cambiar su forma de lanzar-- pusieron fin a la rehabilitación durante la primavera y “El Duque” no se acercó más a un bullpen.

“Esos fueron días muy duros”’, reconoció Hernández, quien llegó a los Mets en 2006 en un canje con los Diamondbacks de Arizona. “Hice todo lo posible por regresar y, luego de signos alentadores, pareció como si la vida me jugara una mala pasada. Nunca he perdido la confianza en mí, pero aquellos días...”.

Incluso llegó a coquetear con un posible retiro y habló de “darle paso a los más jóvenes” en varias entrevistas, pero el descanso prolongado combinado con un riguroso plan de ejercicios le han devuelto la esperanza.

“Nada como la salud para ver la vida de otro color”, manifestó “El Duque”, quien ya comenzó a trotar con regularidad. “Eso sí, me voy a tomar mi tiempo para volver. Voy a sopesar todas mis opciones y entonces decidiré”.

Un veterano de cuatro equipos durante nueve temporadas de Grandes Ligas, “El Duque” es mejor conocido por sus actuaciones de playoffs con los Yankees cuando salieron campeones de 1998 a 2000, y como relevista con los Medias Blancas en 2005.

El derecho tiene 12-3 con 2.55 de efectividad en 19 salidas de postemporada con esos dos equipos. En diez temporadas en las Mayores con los Yankees, los Diamonbacks, los Medias Blancas y los Mets, acumula balance de 90-65 con 4.13 de promedio de efectividad en 219 partidos.