•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

etm@doble-play.com

 

En Colombia, los sollozos del corazón y la cabeza no se pueden calmar. El equipo de las mil y una ilusiones, quizás tantas como las previas al Mundial de 1994 hasta el autogol de Andrés Escobar, pierde a su “Tigre”, Radamel Falcao, un furioso atacante con llamativa capacidad para resolver entre las brasas del área, de diferentes maneras. Aunque todos sabíamos que era muy reducida la posibilidad de otorgarle el visto bueno a Falcao, y se esperaba “la puñalada” informativa, fue golpeador el anuncio del técnico argentino José Pékerman, quien pareció el personaje siniestro de un relato trágico, mostrándose amputado.

“Lo siento, me falta”

“Hizo todo lo posible, incluso más, pero no fue suficiente. Había que esperar hasta el último instante, y es lo que hicimos”, dijo Pékerman, mientras el jugador admitía tan mansamente resignado como Di Stefano cuando quedó fuera del Mundial de 1962:

“Todavía me falta para jugar”. Es el riesgo que toma España con Diego Costa, y el temor que cobija a Paulo Bento, responsable de Portugal, observando la recuperación de Cristiano Ronaldo, pieza clave en el engranaje del equipo.

Regresando Colombia a las Copas, después de una ausencia de 16 años, se pierde Falcao su primer intento de estar en un Mundial. El caso de Di Stefano fue más desgastante y dramático. En 1950, Argentina decidió no asistir por serias contradicciones con la organización brasileña; en 1954, la FIFA no permitió que jugara con España, y para 1958, con eso modificado, España fue eliminada en la fase previa. Finalmente, una lesión lo apartó del Mundial chileno en 1962, y su tan promocionado duelo con Pelé, también lesionado, se esfumó. Así que la “saeta rubia” nunca disputó una Copa.

Queda pólvora

Ahora, todas las miradas van hacia James Rodríguez, de 23 años, como Falcao, jugador del Mónaco y centrocampista de grandes proyecciones ofensivas, posible motor de Colombia en el Grupo C junto con Grecia, Costa de Marfil y Japón.

“Hay material para asegurar la presencia en octavos”, dice Falcao refiriéndose a Jackson Martínez, Juan Cuadrado, Carlos Bacca y Teófilo Gutiérrez, con suficiente pólvora en sus botines.

Algunas desgracias en los recientes amistosos: México, que tiene a Rafa Márquez bajo observación, vio cómo Luis Montes sufría fractura en la tibia y peroné, en tanto Italia se quedó sin Riccardo Montolivo. ¡Cuidado con Messi y Neymar!

 

9 goles hizo Falcao en el eliminatorio rumbo a Brasil.

 

13 partidos disputó en la eliminatoria sudamericana.

 

51 JUEGOS lleva con la Selección colombiana.

 

20 GOLES ha hecho con el combinado “cafetero”.