•   Buenos Aires, Argentina  |
  •  |
  •  |
  • AP

Todavía no debutó y el flamante técnico de Argentina Diego Maradona habría amenazado con renunciar, furioso porque el hombre fuerte del balompié nacional se entromete en la designación de sus colaboradores.

Maradona, quien asumió hace apenas dos semanas, dejó la puerta abierta para irse antes o después de un amistoso ante Escocia el próximo miércoles en Glasgow, coincidieron el jueves los medios de prensa.

En medio del silencio del "10", el director general de selecciones, Carlos Bilardo, expresó su convencimiento de que Maradona seguirá en la selección, a la vez que reconoció el conflicto que lo envuelve con el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), Julio Grondona.

"Yo pienso que no renuncia", dijo Bilardo en la noche del miércoles al canal de cable C5N. "El que manda es el presidente de la AFA y el jefe del cuerpo técnico es Maradona".

"El cuerpo técnico lo tiene que elegir Maradona; se habla y siempre se trata de llegar a un arreglo", indicó Bilardo, timonel del equipo argentino campeón mundial en México en 1986 y del que salió subcampeón en Italia cuatro años después.

El conflicto se generó porque Maradona quiere como colaborador a Oscar Ruggeri, compañero suyo en aquellas épocas de gloria, mientras que Grondona rechazó en forma terminante ese nombre y acercó otros como los de Sergio Batista y José Luis Brown, algo que no es del gusto del ex capitán de la selección.

Grondona reconoció varias veces que está enemistado con Ruggeri y harto de que le pregunten las razones dijo en la noche del miércoles, entre enojado e irónico, que es porque "no me gusta la cara, quizás".

"Un tsunami de selección", titula el jueves Diario Popular. "¿Diego se queda o sigue?".

con el título "Diego Rugge", el deportivo Olé dice que "a una semana del partido con Escocia, Maradona amenazó con renunciar si no puede sumar al Cabezón (Ruggeri) como asistente".

Todo parece indicar que Grondona se saldrá con la suya y le torcería el brazo a Maradona, una hombre de fuertes contradicciones ya que hasta hace poco Ruggeri estaba entre sus enemigos.

Grondona, quien además es vicepresidente de la FIFA, no puede ver a Ruggeri ni en foto.

Parece que entre ambos no habría posibilidades de reconciliación ya que varias veces Ruggeri lo criticó con dureza. En octubre de 2007, Ruggeri dijo sobre Grondona que "es hora de que deje la AFA y se vaya a su casa".

Maradona, de 48 años, debería ser el técnico ante Escocia y sin haber dirigido un solo entrenamiento. Tan sólo viajó a Europa para hablar con varios jugadores, entre ellos con Lionel Messi, del Barcelona, y su yerno Sergio Aguero, del Atlético de Madrid.

Tras el partido con Escocia, la Albiceleste recién volverá a jugar un amistoso en febrero ante Francia y en marzo recibirá a Venezuela por las eliminatorias mundialistas.