•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Tras salir campeones del mundo, la selección alemana de fútbol fue recibida por una multitud en Berlín donde los jugadores festejaron con la copa del Mundial de Brasil 2014. Pero al parecer la celebración y la alegría de los futbolistas fue demasiada, tanto así, que incluso dañaron el trofeo.

El presidente de la Asociación de Fútbol de Alemania, Wolfgang Niersbach, confesó lo que pasó con la copa. "En un momento un pedazo pequeño del trofeo de la Copa del Mundo se rompió", aseguró. "Pero no se preocupen, tenemos especialistas trabajando para arreglarlo", agregó Niersbachm según publicó Die Welt.

Según el presidente de la DFB investigaron quién fue el responsable del daño, pero la investigación no tuvo resultados.

El trofeo con el que festejaron los alemanes en la calle de Berlín es sólo una réplica de la copa que levantaron en el Maracaná el 13 de julio.