•   Miami, Florida  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El cubano Brook López, de los Brooklyn Nets, y el argentino Manu Ginóbili, de los campeones San Antonio Spurs, estuvieron entre los latinoamericanos más destacados en la semana anterior de la NBA.

López, en cuatro partidos y balance de 3-1 en el trayecto, se desbordó en todos como suplente con la friolera de 72 puntos y 26 rebotes, con 29 tantos y cinco capturas el martes en una victoria de 96-82 frente a los Chicago Bulls.

Los Nets llevan balance de 16-17 para correr segundos en la División Atlántica de la Conferencia Este, detrás de los Toronto Raptors (24-10).

Por su parte, Ginóbili, el reserva por excelencia de la Liga, terminó la semana con 37 puntos, 12 rebotes y 10 asistencias, siempre saliendo desde el banquillo.

El argentino, de 37 años, llegó la semana pasada a los 1,000 partidos en su carrera en la NBA.

No obstante la derrota de sus Spurs en la jornada navideña ante los OKC (114-106), el rioplatense, que tiene cuatro anillos de la NBA, logró otra hazaña para seguir siendo el jugador latinoamericano de mayores logros en el mejor baloncesto del mundo.

Unos 24 minutos en la cancha le bastaron a Ginóbili para concretar la proeza de los 1,000 encuentros, en la que anotó 11 puntos, capturó siete rebotes y sirvió 13 asistencias.

El escolta argentino ayudó el año pasado a los Spurs en la conquista sobre los Miami Heat de la corona número cinco en la historia de la franquicia, luego de las ganadas en 1999, 2003, 2005 y 2007.

En la actual campaña, los campeones defensores están un poco alicaídos en los últimos juegos de diciembre, trayecto que terminaron con récord negativo de 8-10, para el mes con más derrotas desde febrero de 1999.