•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Ofilio Castro no pudo mantener el ritmo ofensivo en los últimos tres duelos de la etapa regular de la Liga Profesional, para mantener el título de bateo, como lo tuvo con .374 puntos todavía el martes antes de jugar una doble jornada contra el Bóer, en Rivas.

Al final, los sureños ganaron los tres partidos a un debilitado equipo Indio, pero Castro conectó solo un hit en 10 turnos. Como resultado, cedió el liderato de bateo ante su compañero de equipo, Yurendel De Caster, quien cerró con .368 puntos (50 hits en 136 turnos) diez puntos más que el nica, pues terminó con .358.

Al curazaleño le bastó conectar tres incogibles en nueve visitas al plato en los tres partidos contra el Bóer, remolcó tres carreras y llegó a 32, terminó con 10 dobles y 21 anotadas. Son cifras muy considerables, para el de Curazao. El líder en remolques de la Liga fue Ramón Flores con 38, en jonrones Rudy van Heydoorm con seis y detrás, De Caster y Wellington Dotel. Todos peloteros de los Gigantes de Rivas.