•  |
  •  |
  • END

El Ministerio de Gobernación, Migob, por medio del Departamento de Registro y Control de Asociaciones que dirige el doctor Gustavo A. Sirias Q., declaró nula la elección del Comité Olímpico Nicaragüense del pasado primero de noviembre, y decretó la intervención a esta entidad para que se garanticen nuevas elecciones.

Esa es la resolución del Migob ante la impugnación realizada el pasado cuatro de noviembre por 18 miembros de la familia olímpica, entre federados, miembros de asociaciones deportivas y miembros plenos del CON, muchos a los que se les negó su derecho al voto deportivo en las elecciones a puerta cerrada del mes pasado en el hotel Holliday de esta capital.

En el documento de nueve páginas, el Migob expone la demanda de los afectados, que señalan que se procedió con estatutos ilegales, por lo que estiman la nulidad e ilegalidad de las elecciones; que el Comité Olímpico Nicaragüense realizó convocatoria a elecciones, amparado en reglamento nulo, con unas supuestas reformas efectuadas en el año 2005, que no fueron sometidas ni aprobadas en Asamblea General ni han sido publicadas en La Gaceta, tal como lo estipula el artículo seis de la Ley 147, por lo que jurídicamente son inexistentes y sin valor legal alguno. Con eso dejaron sin derecho al voto a la mayoría de miembros de la asamblea general.

Ellos solicitan se declare la nulidad de la convocatoria efectuada, que sea declarada ilegal la elección realizada por el CON y que de conformidad con el artículo 22 de la Ley 147, se nombre interventor a fin de que se dé cumplimiento a lo estipulado en los estatutos vigentes y se convoque a nuevas elecciones del Comité Ejecutivo Nacional.

Después de ser notificado de la impugnación, el Comité Olímpico Nicaragüense, por medio del licenciado William Genet, en su carácter de mandatario especial de Julio César Rocha López, Presidente del CON, respondió el día 14 de noviembre refutando los agravios esgrimidos por los recurrentes.

Determinó que los comparecientes actúan en nombre y representación de asociaciones civiles sin ánimo de lucro, denominadas federaciones nicaragüenses deportivas, las cuales no refieren mediante qué decreto fueron aprobadas, escrituras de constitución, número perpetuo, y en qué Gaceta publicaron sus estatutos. Por lo tanto, carecen de legitimidad para comparecer.

Indican que el Comité Olímpico Nicaragüense ha reconocido de manera provisional algunas organizaciones deportivas de hecho y no de derecho, reservándose el Comité Olímpico la facultad de reiterar la calidad de miembro en estricto cumplimiento de sus estatutos, reglamentos y la Carta Olímpica.

El CON especifica que le retiraron sus derechos a los señores Raymundo Peralta, Carlos Reyes S., Domingo Chavarría, Rafael López, Antonio Silva, Sergio Ramírez M., Julio Sánchez, Emerson Velásquez, Frank Silva, Julio Rodríguez Miranda, Miguel Niño, Bertha Cuadra, José Molina, Juan Cruz, Ardeshir Asgari, Emmett Lang, José Zambrana, porque “no acreditaron su representación, ni condición de miembros del Comité Olímpico, organismo que en el año dos mil uno le canceló sus reconocimientos por incumplimiento de los estatutos, por lo que estima que a los recurrentes no les asiste ningún derecho, citando resolución emitida por esta autoridad el 18 de febrero del año dos mil ocho, en la cual se establece que esta instancia no es competente para dirimir lo tuyo o lo mío”.

Finalmente, señalan que la convocatoria fue realizada de conformidad con los estatutos del cuatro de febrero del año 2004, publicados en la Gaceta, Diario Oficial, a los que se les realizaron reformas parciales.

Una vez conocidas las exposiciones respectivas, el Departamento de Registro y Control de Asociaciones resolvió:
Primero: “Ha lugar la impugnación realizada por los señores Raymundo Peralta Balladares, Carlos Reyes Sarmiento, Domingo Napoleón Chavarría Dávila, Rafael López Cortez, Antonio Silva Palacios, Sergio Orlando Ramírez Molina, Julio César Sánchez Reynosa, Santiago Emerson Velásquez Bucardo, Frank Ramiro Silva Urbina, Julio César Rodríguez Miranda, Ángel Belmori Niño, conocido como Miguel Niño, Bertha Adilia Cuadra Cuadra, José Luis Molina Sequeira, Juan Rafael Cruz Pérez, Ardeshir Zack Asgari, Emmett Lang Salmerón, José Miguel Ascencio Reyes y Francisco José Zambrana Traña, por ser legalmente inexistente y jurídicamente sin valor la elección de la Nueva Junta Directiva, en consecuencia declárese nula la elección del uno de noviembre del año dos mil ocho”.

Segundo: “Se decreta la intervención del Comité Olímpico Nicaragüense por el tiempo estrictamente requerido para la solución de la problemática administrativa y la estabilidad de dicha asociación, que de conformidad con el arto. 22, inciso b de la ley 147, ‘LEY GENERAL SOBRE PERSONAS SIN FINES DE LUCRO’, lo cual se ejecutará por una Junta Directiva provisional integrada por:
1- Santiago Emerson Velásquez Bucardo, Presidente; 2- Ángel Belmori Niño, 1er Vicepresidente; 3- Bertha Adilia Cuadra Cuadra, 2do Vicepresidente; 4- José Luis Molina Sequeira, 3er Vicepresidente; 5- Juan José Báez, 4to Vicepresidente; 6- Julio César Sánchez Reynosa, 5to Vicepresidente; 7- Frank Ramiro Silva Urbina, Secretario General; 8- Edwin Cordero Ardila, Tesorero; 9- Sergio Orlando Ramírez Molina, 1er Vocal; 10- Carlos Reyes Sarmiento, 2do vocal”.

La Junta Interventora tendrá como principales funciones:
a- Garantizar dentro de un término de treinta días después de notificada la presente resolución, la convocatoria a la asamblea general, para la elección de la Junta Directiva. b- Garantizar la admisión de los fondos destinados al Comité Olímpico, para lo cual deberá rendir cuentas en el período de su funcionamiento.

c- Que dentro de un período de diez días de la toma de posesión de sus cargos, deberá iniciarse una auditoría de los activos y pasivos del CON.