•   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El Atlético de Madrid y el Mónaco sufrieron ayer para eliminar al Bayer Leverkusen y al Arsenal, pero se acabaron clasificándose para los cuartos de final de la Champions, uniéndose a Real Madrid, Bayern Múnich, Oporto y París Saint Germain.

El vigente subcampeón de la competición necesitó sellar el pase a la siguiente ronda en la tanda de penales, después de igualar al término de los 90 minutos de juego y los 30 de la prórroga el 1-0 adverso cosechado en Alemania hace tres semanas.

El centrocampista Mario Suárez (27) fue el autor del tanto rojiblanco que igualó la eliminatoria, cuyo marcador ya no volvió a moverse y todo se acabó decidiendo desde los once metros.

En los penales, Antoine Griezmann, Mario Suárez y Fernando Torres anotaron para los españoles, mientras que por los alemanes solo lo hicieron Simon Rolfes y Gonzalo Castro.

Oblak por Moyá

El gol llegó poco antes de la media hora de juego, en una falta frontal lanzada por Koke, el balón llegó a Mario Suárez, quien desde el borde del área disparó raso y la pelota entró en el arco rival tras ser desviada por el turco Omer Toprak (27).

Mario Mandzukic pudo haber culminado la remontada tras recibir un magnífico pase del turco Arda Turan, pero el delantero centro croata estuvo muy lento en el mano a mano con Bernd Leno y dejó tiempo para que el lateral brasileño Wendell le arrebatase la pelota (32).

Con la eliminatoria igualada el descanso, a ambos equipos pareció que les entró el miedo a perder y las ocasiones de gol escasearon en el segundo periodo.

En la prórroga, Raúl García disfrutó de una gran ocasión, pero su potente disparo lo desvió a córner Leno (107) y Simon Rolfes replicó para los alemanes con un tiro desde fuera del área que se marchó ligeramente desviado (111).

Tras 210 minutos de juego, la eliminatoria acabó decidiéndose en los penales, una tanda que comenzó con los fallos de Raúl García y de Hakan Çalahnoglu, cuyo disparo fue detenido por Oblak.

Después anotaron Griezmann y Suárez para los locales y Rolfes para los germanos, que vieron como Omer Toprak fallaba el tercer intento visitante, pero Koke desaprovechó la ocasión de dar una ventaja casi definitiva para su equipo.

Castro igualó para los alemanes, pero Torres marcó el último para los rojiblancos y Kiessling falló el quinto y definitivo, dando la clasificación para el Atlético.