Alejandro Sánchez
  •   Managua  |
  •  |
  •  |

El serpentinero nicaragüense Erasmo Ramírez, de los Marineros Seattle, está metido en la pelea por el quinto puesto en la rotación de abridores para la venidera campaña de Grandes Ligas, tras ganar ayer su primer encuentro en el Spring Training ante Oakland.

El rivense limitó a la ofensiva de los Atléticos a un imparable durante cuatro episodios, otorgó dos bases por bolas y ponchó a dos, suficiente para mejorar su efectividad a 2.00 en el triunfo de su equipo por 4-0.

Craig Gentry, el primer artillero que enfrentó Erasmo, ligó un imparable por el jardín central y lo convirtió en doble,  pero no trascendió en las bases gracias al dominio que demostró el pinolero con los siguientes tres rivales.

Los ponches se los propinó a Josh Phegle y Gentry, en la segunda y tercera entradas, respectivamente. En el tercero le dio boleto a Mark Canha, antes de dominar a Sogard, Burns y Gentry. El nicaragüense realizó 48 lanzamientos, de los cuales 34 fueron strikes y 14 bolas. Erasmo ejecutó tiros de hasta 94 millas.

Evidentemente, Ramírez cumplió con la asignatura que le encargó su manager Lloyd McClendon, quien al final de los entrenamientos primaverales tendrá la tarea de decidir entre Erasmo, Taijuan Walker y Roenis Elías, aspirantes al quinto puesto en la rotación.

Wilton madrugado

El leonés Wilton López aceptó un jonrón en su corta labor de un episodio con los Azulejos de Toronto, que cayeron 9-3 contra Tampa Bay.

El antesalista de los Rays, Richie Shaffer, primer rival del pinolero, madrugó a López con un cuadrangular.

López, quien entró en octavo inning, ponchó en seguida a Vinve Belnome, e hizo fallar de manera consecutiva a Jake Elmore, con rola al campo corto y Mikie Mahtook, con línea a manos del jardinero central. Después de su labor el relevista nicaragüense dejó su efectividad en 5.79.

Mejor le fue al torpedero Cheslor Cuthbert, quien se fue de 1-1 con un hit sencillo y una anotada, dejando su promedio en .273, en la derrota de Kansas City 8-3 contra Milwaukee, partido en el que jugó tres innings.

Otro que tuvo acción fue Everth Cabrera, quien se fue de 3-0 con un remolque  en la victoria de los Orioles de Baltimore 3-2 sobre Minnesota, juego en el que alineó de titular en las paradas cortas y fue primero al bate. Dejó su promedio en .250.