Carlos Alfaro
  •  |
  •  |
  • END

Juan Figueroa mostró más que buen pitcheo anoche ante León.

El escenario fue el perfecto para demostrar carácter, positivismo, corazón, y todo lo que conlleva a un lanzador a ser más que bueno cuando está en la loma. El derecho del Bóer lució más grande que de costumbre después del partido.

Demostró que nunca se debe decir nunca. Que la fe es lo último que se pierde y que la manera de alcanzar objetivos es dando siempre el cien por ciento en el momento. Sólo así fue posible que el derecho escapara a su tercera derrota de la campaña, y en cambio, obtuviera su sexto triunfo.

“Nunca bajé la cabeza, y eso fue lo clave esta noche”, dijo Figueroa, mientras conducía al Bóer al triunfo 8x4 sobre León.

“Me sentí bien en la loma. Quizás un poco molesto por los errores y las cuatro carreras en un inning, pero jamás perdí la fe de que ganaríamos, y al final las cosas salieron bien para el club”, añadió.


Con tu sexto triunfo, a sólo uno de Diego Sandino, ¿estás muy pendiente de cada una de sus actuaciones?
Claro que sí, es más, pienso mucho en el liderato de triunfos para mí. Estoy pendiente de mi efectividad. Yo quiero ser el mejor, y para alcanzar eso, debo superar a mis adversarios. Sandino tiene siete victorias, pero yo estoy cerca. Sabe que si parpadea, va a verse en una situación complicada conmigo.


¿Creés tenés ventaja sobre Sandino?
Algo curioso en él es que no tira duro y logra muchos outs. Yo siempre he dicho que mi velocidad es una de mis ventajas sobre cualquier lanzador, pero él ha demostrado que eso no lo intimida. Yo soy un pitcher de calidad comprobada y hasta he estado en la lista de 40 en equipos de Grandes Ligas, él no sé cuál ha sido su historial, pero en realidad creo que ésta es una lucha muy interesante que se ha creado en la Liga.


¿Cuántos triunfos más esperás lograr?
Cuando vine me puse de meta ocho triunfos, pero ahora creo que podría estar acariciando los diez si no vuelvo a fracasar en la campaña. Si Sandino me saca ventaja de un triunfo, es porque una de sus victorias es como relevista, pero abriendo juego conmigo está parejo.