•  |
  •  |

Erasmo Ramírez se dio un respiro en sus intenciones de ganarse la confianza de la dirigencia de los Rays de Tampa Bay.

Este domingo, Ramírez lanzó un inning sin carreras, en el partido que los Rays perdieron 5-3 ante los Yanquis de Nueva York, que ganaron por barrida la serie de fin de semana.

Ramírez salió a lanzar en el inicio del noveno, dominando en rola a la inicial a Mark Teixeira. Luego, puso out a Chase Headley en elevado al jardín izquierdo, antes de dominar a Stephen Drew con roletazo a la intermedia.

Los Rays no pudieron hacer nada en su última bateada del noveno, pero este scone de Ramírez debe alentarlo a trabajar con más intensidad para ganarse nuevamente la confianza del manager Kevin Cash. Con balance de 6-7, Tampa Bay se ubica en el sótano de la división este de la Liga Americana, empatado con los Azulejos de Toronto.

Con esta breve salida, Erasmo dejó su efectividad en un siempre terrible 19.89, por 14 anotaciones limpias en 6.1 entradas laboradas.

Michael Pineda (2-0) se anotó este triunfo de los Yanquis sobre Tampa, con el respaldo de Alex Rodríguez que bateó un doble, anotó dos, con par de boletos.

Nelson Cruz bateó dos jonrones para llegar a 8 en la temporada, remolcó 5 y anotó 2, en la victoria de 11-10 de los Marineros de Seattle sobre los Vigilantes de Texas.

Imparable de Cabrera
Everth Cabrera también vio acción este domingo, bateando de 5-1, con una anotada y dos ponches, en la victoria de 8-3 lograda por los Orioles de Baltimore sobre los Medias Rojas de Boston.

Cabrera fue colocado como primer bate y campo corto de los Orioles, cometiendo de paso su primer error de la temporada. El promedio de bateo de Cabrera descendió a .263, por 10 imparable en 38 turnos al bate.

En su primer turno de ayer, Cabrera roleteó a la intermedia, luego se ponchó y en el cuarto roleteó para doble play con las bases llenas. El imparable lo logró en el sexto gracias a su velocidad de piernas porque roleteó a la antesala, ponchándose en el séptimo.

En Triple A, Juan Carlos Ramírez lanzó un inning sin carreras, en el triunfo de 5-4 logrado por Reno sobre Albuquerque, en la Liga de la Costa del Pacífico.

Ramírez fue el tercero de cuatro lanzadores utilizados por Reno, para mantener su efectividad en 0.00 en seis entradas lanzadas.