•  |
  •  |

El Club Deportivo Walter Ferretti parece haber encontrado el rumbo que no solo les permita esquivar problemas con la tabla general, sino también regresar a un corto y mediano plazo a los primeros planos del balompié pinolero, arrebatando de una vez la hegemonía al Real Estelí.

Los “Rojinegros” han encontrado la comunión con su afición, y en el terreno de juego plasman la idea del estratega Flavio Da Silva, marcando goles y obteniendo resultados positivos. Sus delanteros atraviesan por un estado de gracia que hace mucho no se les veía, resaltando Javier Dolmus, Maycon Santana y Dani Cadena, quien poco a poco recupera la confianza y el protagonismo.

Lejos de aquellos argumentos que suponían la recuperación del “Tren del Norte” para el Clausura, lo único cierto es que los capitalinos, con todo y algunos detalles que faltan por ajustar, encontraron la fórmula adecuada para imponerse ante los norteños. No por coincidencia les arrebataron el título del Apertura y tampoco es un milagro que permanezcan en la cúspide del Clausura y la tabla general.

La ventaja
En el actual torneo, los “Policías” suman 26 unidades, dos más que el conjunto “Rojiblanco”, producto de 8 victorias, 2 empates y 1 revés. Si bien la meta de los ferretistas es quedarse con el boleto para la Liga de Campeones de la Concacaf, las aspiraciones para el cierre de la temporada comienzan a subir de nivel, no solo porque tienen el cupo casi en su poder, sino porque son candidatos serios para convertirse en campeones nacionales.

De seguir en esta línea y una vez consumado el objetivo “Concachampions”, el cuadro capitalino se encaminaría a retos mayúsculos, representando al futbol nicaragüense a nivel internacional, en una competición donde únicamente el “Tren del Norte” ha llegado.

Para estar en esta posición, el Ferretti ha hecho una enorme inversión. Inició por fichar al técnico brasileño Flavio Da Silva, que venía de hacer un gran torneo con los Caciques del Diriangén en el Clausura pasado. El primer acierto de la directiva “Rojinegra” fue cambiar la filosofía de juego del club.

Marcan diferencia
Da Silva tenía claras sus ideas desde un inicio y a estas alturas el estilo del brasileño es más que evidente. Se desprendió de la contratación de Flavio, la necesidad de reforzar al equipo con jugadores extranjeros que marcaran la diferencia. El central Fernando Copete, quien actualmente juega a préstamo con el AS Puma de Costa Rica, se convirtió en el referente del equipo y José Laureiro se encajó el traje del orquestador de la banda.

Para el Clausura, el campeón del Apertura adquirió a Gonzalo Ancheta, Eder Munive, Carlinho Conceiçao y mantuvo en sus filas a Maycon Santana y Erick Alcázar, elementos sustanciales en la carrera del club por acaparar los primeros planos del futbol nacional.

Al calendario del Ferretti le restan juegos complicados, aún deben afrontar los compromisos ante: Club Deportivo Ocotal, UNAN-Managua, Caciques Diriangén, Municipal Jalapa, Juventus FC, Real Madriz y en reprogramación de la fecha 6 de la primera vuelta contra los universitarios. Para estampar su nombre en el cupo a “Concachampions” le bastan cuatro victorias y a menos que ocurra una debacle, no tendría problemas para conseguirlo.

Ver infografía