•  |
  •  |

El pasado de Everth Cabrera fuera de los terrenos de juego no ha sido brillante como sus jugadas de fantasía en el campo corto. En el historial del nica aparecen acusaciones de violencia doméstica, una sanción de 50 juegos en Grandes Ligas por doping, y también el resistirse a un arresto siendo capturado por la Policía de San Diego conduciendo bajo los efectos de marihuana.

Después de caminar en el laberinto de la inestabilidad, uno se imagina que Everth tiene la suficiente madurez para no volver a cometer los mismos errores del pasado, esos que perjudicaron su imagen, pero que ahora pueden servirles para exhortar a otros a que no sucumban ante el mar de tentaciones que pueden aparecer en el camino.

La semana pasada, Elmer Reyes fue acusado de una supuesta violación en contra de una mujer. Al darse cuenta de la noticia, Cabrera se sorprendió, las malas noticias no se esperan, más cuando se trata de un nicaragüense que está peleando por lograr un ascenso en Grandes Ligas. Everth considera que la situación de Elmer es más grave incluso que los problemas que el mismo atravesó en el pasado.

¿Qué tan difícil es para los peloteros, evitar a veces tentaciones y situaciones que se te presentan en ciertos momentos?

Mira a veces uno nunca sabe. El problema de Reyes es serio, incluso es más grave de los que yo me he metido. Porque si vos me decís a mí te suspendieron por 50 juegos, perdí dinero, casi 3 millones de dólares. Pero ese dinero a lo mejor te vas a Nicaragua, te los gastas en guaro, ya te los derrochaste.

Que fumó marihuana, que salió positivo, eso es normal. O sea no es normal porque sigue siendo ilegal, es una droga, pero es una cosa que se le puede olvidar a la gente. Pero cuando me hablás de violación, es una cosa bastante seria en este país. Y yo espero que Reyes, de verdad que si Dios quiere y hay que rezar por el muchacho, que no salga culpable porque automáticamente pierde su carrera, también puede ir preso, o sea Dios quiera que no.

No se sabe realmente el caso, así como pudieron ser dos mujeres, de que de repente aceptaron se van con él al hotel, y después dicen que no y llaman al 911. Realmente el chamaco está metido en un problema porque él no ha jugado Grandes Ligas, y no es catalogado un súper prospecto, porque te voy a decir algo, que eso tienen los gringos y te lo garantizo, si ellos ven el talento, que es una súper estrella, ellos buscan cómo taparlo, porque este juego así es. Pero no es un prospectazo, él hizo una bullita el año pasado en Triple A bateó y se fue a Licey y jugó bien.

Él tiene que darse cuenta adonde está parado Elmer Reyes, qué tipo de pelotero es, y ojalá que eso le sirva a él, ese jalón de los pies que te da Dios cuando uno se eleva un poquito y te deja caer un poco. Dios quiera que se salve de eso. Si él sale de eso, siendo positivos, yo le digo a Reyes que ni invente con las calles.

En otro tema, ¿cómo valoras la temporada de Erasmo Ramírez y el ascenso por segunda vez a Grandes Ligas de Juan Carlos Ramírez?

Es una noticia inolvidable la de Juan Carlos. Demostró que regresó de nuevo, tremenda estatura, todavía es un muchacho, no sabemos dónde puede llegar. A lo mejor la gente que sabe de beisbol, conocen el talento que tiene en Grandes Ligas. Juan Carlos es joven, tiene un brazalete, tira 100 millas, gran pitcheo, de aprenderse un buen pitcheo rompiente, y de localizar, ese muchacho va a estar como un tremendo cerrador en Grandes Ligas.

Respecto a Erasmo, ha estado mejor, tiene que luchar día a día. Le están dando la gran oportunidad de ser abridor otra vez, que eso no es cualquier cosa. Esta es la última oportunidad que el beisbol les está dando a los dos Ramírez.

El tema de la Selección Nacional, ¿existe la mínima posibilidad de verte con la Selección Nacional en los Juegos Panamericanos de Toronto, Canadá?

Está difícil, está la temporada en vivo y directo. A menos que me quede sin trabajo, es la única opción. La otra es que me paguen el dinero que me dan aquí por los días, o que me paguen el doble pues para ir allá. Porque vos no vas a dejar de ganar el dinerito que ganás aquí por ir a Toronto por 5 días.

Si yo no estuviera en temporada, de cabeza me voy a Toronto, no hay duda. Yo con la Selección, que no me paguen, me siento contento, es un sueño representar a mi país.