•  |
  •  |
  • END

El técnico del Estelí, Otoniel Olivas, se mostró satisfecho por el juego desplegado por sus hombres y, sobre todo, por las victorias ante Bluefields, que les permitió disputar la final del torneo de fútbol Apertura 2007 ante un “experimentado” Diriangén.

Luego de vencer por goleadas en la semifinal, Olivas confesó que su equipo manejó los partidos con otra mentalidad, puso el ritmo y supo esperar el “mejor momento” para explotar todo su “potencial” ante un Bluefields que le sorprendió con su rendimiento, ya que esperaba algo mejor de su parte.


¿Sobre la Final, a qué hay que apostar?
“El más peligroso, sin dudas, es (César) Salandia, pero no centraremos la atención sobre él nada más”, afirmó el estratega. El máximo goleador de Diriangén en actividad es sobre todo “muy peligroso en el juego rasante, a pesar de que no tiene mucha experiencia en finales”, agregó.

Olivas afirmó que habrá cambios en el once titular para “refrescar” la alineación, ante un rival que opondrá más resistencia.

“Es otro adversario en términos de experiencia, historia. Vamos a pensar en ganar el primer desafío y haremos todos los esfuerzos necesarios”, indicó.

“Será un partido abierto, ellos son agresivos y habrá opciones en las dos áreas”, vaticinó Olivas.

Mañana se celebrará el partido de ida de la final del Apertura 2007, en el que los dos equipos, que partían como claros favoritos para adjudicarse el torneo, Real Estelí y Diriangén, se verán las caras en el estadio “Cacique Diriangén”.

Diriambinos y estelianos se enfrentaron por última vez en una final de 2006, en aquella ocasión el título cayó del lado de los diriambinos al ganar de visita 2-1 y perder 1-0, llevándose el trofeo por el gol de visita.