•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Barcelona (2º) se impuso 4-1 en el derbi ante el Espanyol (9º), guiado por un ‘doblete’ de Luis Suárez y un gran Leo Messi, ayer en la 16ª jornada de la Liga española, con lo que aprovechó para acercarse a 3 puntos de su gran rival histórico, el Real Madrid, aunque tiene a partir de ahora un partido de más disputado.

El uruguayo Luis Suárez (minutos 18 y 67), que el viernes firmó la renovación de su contrato hasta 2021, Jordi Alba (68) y Lionel Messi (89) lograron los tantos azulgranas. David López consiguió el gol del honor visitante en el 79.

Después de haber sido desplazado provisionalmente el sábado al tercer puesto por el Sevilla, que ganó 4-1 al Málaga, el Barcelona recuperó además el segundo lugar de la clasificación y vuelve a tener un punto más que el equipo de la capital andaluza, que regresa a la tercera posición.

En el derbi barcelonés en el Camp Nou, los locales empezaron a encarrilar el partido en el minuto 18. Andrés Iniesta envió un balón largo que el uruguayo Suárez controló según bajaba para definir a continuación frente a Diego López. Suárez consiguió el segundo de la tarde en el 67. Iniesta volvió a servir un pase cinco estrellas, para Messi, cuyo tiro fue rechazado por el arquero, antes de que el uruguayo llegara al rechace en el área y pusiera el 2-0 provisional.

¡Clase jugada!

Después del partido, Suárez afirmó que la jugada de Messi en ese ataque, regateando a cinco rivales, había sido “de Playstation”. El tercero llegó instantes después. Neymar asistió a Messi, que se adentró en el área, pero ante el acoso de los rivales, el balón terminó suelto y Jordi Alba (68) envió directo a la red.

El gol de David López (79) para el Espanyol no llegó en ningún momento a enganchar de nuevo a los ‘periquitos’ al partido.