• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Con un gol en el primer tiempo para empatar las acciones y dos más en la segunda parte para establecer el 3-1 final, la selección de Trinidad y Tobago se sacó la espina ante la tropa de Nicaragua, que el martes había ganado 2-1 en el primer duelo amistoso, celebrado en el Estadio Nacional de Futbol, mismo escenario en el que desarrolló el juego de anoche. Dani Cadena abrió las acciones antes de llegar a la media hora de juego, pero Conell Glen, Serloy Michel y Aikin Andrews descontaron por los trinitarios, que exhibieron un futbol más elaborado y contundente respecto al primero.

Elvis Pinel, incidente en el juego del martes pasado, volvió a hacer de las suyas desbordando por el sector izquierdo.

La zaga trinitaria sufrió la velocidad y habilidad del jugador segoviano y recurrió a las faltas como medida para frenarlo en par de ocasiones. Sin embargo, Pinel fue el primero en generar peligro a la cabaña que resguardaba Adrián Fonsette, tras sacar un remate desde fuera del área, pero Tyron Cherls desvió el balón con lo justo y lo mandó a tiro de esquina para evitar el tempranero gol (10 minutos).

Las llegadas de los pinoleros eran constantes, pero sin la claridad requerida para establecer diferencias, hasta que apareció “legionario” Jaime Moreno exhibiendo sus cualidades ofensivas. Al minuto 25, el punta del Cultura Leonesa de la Segunda División B de España, desbordó por el costado derecho y se coló entre dos zagueros al área para luego sacar un pase a Dani Cadena, quien controló el balón a espaldas del marco y giró lo suficiente para rematar al marco y mandar el esférico al fondo de las redes, fue el segundo gol de Dani con la Azul y Blanco. El 1-0, hasta ese momento, era merecido para la tropa pinolera, que dominaba la posesión del balón y creaba mejores ocasiones de cara al gol.

Aunque Nicaragua fue quien proponía con mayor insistencia, Trinidad y Tobago mostró una mejor imagen que en el revés del martes. Ayer, los trinitarios se vieron más sólidos en zona defensiva, adelantaron sus líneas y ejercieron presión en la salida de los nicas.

Empate y ventaja

En las postrimerías del primer tiempo, tras un error de Cadena en la salida desde propio campo, Glen atrapó un balón suelto dentro del área pinolera y remató de media bolea provocando que el balón diera un bote y se colara en la cabaña de Diedrich Téllez.

Tras el descanso, el timonel de la Azul y Blanco, Henry Duarte, realizó tres modificaciones: ingresaron Brayan Bonilla, Jason Coronel y Óscar López, en lugar de Dani Cadena, Luis Peralta y Fernando Copete, respectivamente. En la primera oportunidad del tiempo complementario a los 52’, Serloy Michel cabeceó un balón que centró Carlos Edwards y estableció el 2-1 parcial.

En los minutos 65 y 66, Duarte realizó sus últimas modificaciones ingresando a Armando Zepeda por Jaime Moreno, de gran desempeño, y Juan Barrera por Elvis Pinel. Sin embargo, los trinitarios continuaron con su asedio y aumentaron la ventaja por medio de Aikin Andrews (70’), quien batió a Téllez con un disparo desde fuera del área que se coló en la escuadra derecha del marco. El 3-1 fue el marcador definitivo y, a 13 días que Nicaragua debute en la Copa Uncaf, que se realizará en Panamá entre el 13 y 22 de enero, Duarte tiene la difícil decisión de conformar al equipo definitivo que viajará a ese torneo.