• |
  • |
  • Edición Impresa

Miguel Cotto se inició en el boxeo a los 11 años de edad. Ahora que tiene 36 considera que su tiempo como atleta está por concluir. El púgil confirmó durante una conferencia de prensa realizada en Nueva York que está próximo a cerrar el libro de una fructífera carrera.

“Me siento bien. Entiendo que en este último año debo cerrar mi carrera de la mejor manera. Así será, para ello trabajaré y, como dije anteriormente, el 2017 será mi último año”, afirmó Cotto, quien es el único peleador varón boricua en ser campeón mundial en cuatro divisiones (140, 147, 154 y 160 libras).

“Tengo cuatro hijos. He estado alejado de ellos por una buena parte de sus vidas y quiero ser un padre 100 por ciento del tiempo. Después de tantos años en el boxeo, es el momento de moverse hacia otras cosas”, agregó.
Cotto es reconocido por haber enfrentado oposición de primer nivel durante toda su carrera. En su expediente tiene duelos contra Zab Judah, Antonio Margarito, Shane Mosley, Manny Pacquiao, Floyd Mayweather Jr., Sergio Martínez y Saúl "Canelo" Álvarez, entre otros.

El puertorriqueño no pelea desde noviembre de 2015 cuando cayó derrotado por decisión unánime ante Álvarez. Cotto tomó el 2016 de sabática para estar con su familia mientras un plan para su futuro en el ring tomaba forma.

“Durante el tiempo que he estado con mi familia, nunca tuve en la mente la posibilidad de no volver. Quiero pelear nuevamente y este es el momento indicado para hacerlo”, respondió Cotto durante una sesión de preguntas con periodistas en la ciudad de Nueva York.

La próxima prueba de Cotto será contra el estadounidense James Kirkland el 25 de febrero. El evento tendrá como escenario el Ford Center at The Star en Frisco, Texas. Luego, determinará cuántas peleas más desea hacer.