•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Como un homenaje póstumo, la revista The Ring, considerada por muchos como la biblia del boxeo, le otorgó el premio de mejor entrenador del 2016 a Arnulfo Obando, fallecido el 10 de noviembre de un paro cardiaco, provocado por un derrame cerebral que prácticamente le quitó la oportunidad de seguir viviendo. 

Obando fue quien dirigió la carrera de Román González desde el 2009, siendo clave en el ascenso del pugilista hasta la cima de los mejores del mundo libra por libra. Antes de tomar las riendas en la esquina, fungía como asistente del “Chocolatito”, quien era dirigido por Gustavo Herrera en el 2008. Posteriormente, Arnulfo se quedó como entrenador en jefe. 

Esta fue la segunda vez que The Ring nominó a Obando, siendo la primera en el 2015. El año pasado, Román hizo historia bajo la dirección del entrenador, conquistando la cuarta corona tras vencer al mexicano Carlos Cuadras, quien cedió su título supermosca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB). Esa corona significó para González convertirse en el primer tetracampeón en la historia de Nicaragua. 

El entrenador también fue reconocido como el mejor del 2016 por la Comisión Nicaragüense de Boxeo Profesional (Conibop). Obando estuvo al frente del equipo de trabajo de González en 22 peleas, de las cuales 13 involucraron un título, incluidas tres coronas (108, 112 y 115), la tercera y cuarta son las más importantes en la carrera del tetracampeón mundial. Es la primera vez que un nicaragüense gana un premio tan prestigioso de The Ring.

Más: Zamora, Rizo y González, sparrings del “Chocolatito”

Frampton, el mejor

En la elección del mejor pugilista del 2016, el tetracampeón nicaragüense no pudo quedarse con el premio. Los electores escogieron al irlandés Carl Frampton, campeón mundial de las 126 libras de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB).