•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La estrella de la NBA Paul Pierce hizo una emotiva aparición en Boston ayer en su gira de despedida, anotando la canasta final de Los Angeles Clippers en su derrota por 107-102 ante su exequipo, los Celtics.

Pierce, 10 veces Jugador Estrella de la NBA, jugó 15 temporadas para los Celtics y fue el Jugador Más Valioso en la temporada 2008, guiando a Boston al título. El delantero de 39 años besó el centro de la cancha del Boston Garden, escenario de sus grandes jugadas, antes de hacer una inusual aparición como titular para los Clippers, jugando los primeros cinco minutos.

Pierce derramó lágrimas desde el banquillo cuando recibió una ovación del público por su última actuación en Boston. En los finales del partido, el público comenzó a corear: «¡Queremos a Paul!» y «Gracias Paul» y el entrenador de los Clippers, Doc Rivers, lo recompensó colocando a Pierce de vuelta con 20 segundos por jugar.

Agradecido

El veterano respondió encestando un triple que levantó al público rival de sus asientos. “Estoy agradecido de que me diera esa oportunidad y que salí aquí e hice un triple”, dijo Pierce. “Fue estupendo jugar para los mejores aficionados del mundo durante 15 años y lo demostraron esta noche, cuando solo me dieron su cariño”.

Pierce, segundo en la lista de anotadores de todos los tiempos de los Celtics, ha promediado 20 puntos, 5.7 rebotes, 3.6 asistencias y 1.3 robos de balón en una carrera de 18 años en la NBA, en los que ha jugado además para Brooklyn y Washington.