• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Ante la ola de ataques verbales de Carlos Cuadras contra Román “Chocolatito” González, el presidente del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), Mauricio Sulaimán, no pudo quedarse callado, explotando este viernes y dejando en evidencia al pugilista apodado como “el Príncipe”, a quien le dijo que el boxeo es de “caballeros”.

Fue Cuadras el hombre encargado de comenzar con la polémica, como de costumbre. El mexicano en su cuenta de Twitter llamó “niña” a Román, reclamándole indirectamente la revancha que según él jamás le dio. “Que el ‘Chocolatito’ no pida como niña lo que no dio como hombre: la revancha”, escribió Carlos, quien etiquetó al regente del CMB en su publicación.

Desaprueba actitud

Sulaimán, un hombre que se caracteriza por su cortesía y educación, para con no solamente los boxeadores sino también con la prensa en general, independientemente que sean medios de comunicación grandes o pequeños, le respondió, sugiriéndole que no debía continuar con ese tipo de publicaciones. “Esa no es forma de expresarse Carlos, el boxeo es de caballeros y esto ya cruzó la línea”, comentó el dirigente del CMB.

Lea: “Chocolatito”: “Lo que me pasó, es una tristeza”

El pasado martes en la reunión que el CMB realiza en México, Sulaimán dejó abierta la posibilidad de ordenar una revancha inmediata entre el tailandés Srisaket Sor Rungvisai y Román, pero antes dijo que necesitan una protesta formal del apoderado de González, Carlos Blandón. Si se sigue este paso, una comisión del CMB analizaría el resultado, si ven que fue un robo, mandan a celebrar un segundo combate, independientemente de que exista un retador mandatorio.

Por otra parte, Román en una entrevista con Iván Zavala expresó que continuará con su mismo equipo de trabajo, encabezado por su entrenador Wilmer Hernández, sin embargo, dejó abierta la posibilidad de reforzarlo. “No es un tema de dinero, en este mundo del boxeo es lo que más hay, estamos viendo eso”, dijo González.