• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

Intensidad y carácter no se le puede reprochar a la Selección de Fútbol de Nicaragua, que pese a ello no encontró la llave para abrir el marcador ante Haití en el primer tiempo del partido de vuelta del repechaje para Copa Oro, eliminatoria que favorece a los caribeños 3-1.

Luis Manuel Galeano intentó de larga distancia a los 11 minutos y estrelló el balón en el travesaño. La asistencia de Chavarría cargando el balón deseo el medio campo propició la acción.

Nicaragua desbordó por los costados con Chavarría por la izquierda y Eulises Pavón por la derecha, mostrándose con claras proyecciones en apenas el primer cuarto de hora.

En tanto, Barrera realizaba un sacrificado ejercicio de proyectarse con balón dominado y bajar para recuperar.

Haití creó su primera acción de gol en una jugada de contragolpe, aprovechando un despeje desde propio campo que acabó con un remate desde media distancia uno de sus atacantes, sin fortuna en la precisión.

Chavarría, el más incidente en ataque, pudo abrir el marcador al 22", con un remate desde fuera del área que pasó rozando el poste derecho del marco que defendían los haitianos, ahogando el grito de gol de los fanáticos. En seguida una falta al borde del área abrió una nueva oportunidad para los pinoleros, aunque finalmente Manuel Rosas estrelló en la barrera.

Lea: Raúl Leguías pide un “juego inteligente” ante Haití

Más clara fue el chance de Haití en una jugada de contragolpe, con ventaja en ataque de cuatro contra dos defensores, malograda por un remate desde fuera del área que acabó en las manos del arquero Diedrich Téllez. Pasada la media hora, el juego era de ida y vuelta con mayor proyección ofensiva para los locales, pero sin claridad para concretar.

Barrera volvió a tener dos claras opciones, ambas rozando el final del primer tiempo, una en un mano a mano con el portero, que salió ganando en el achique y mandó el balón a tiro de esquina, la otra fue un remate desde la frontal del área desde el costado izquierdo que obligó al arquero a lanzarse para adueñarse del esférico. De Galeano fue la última acción del primer tiempo tras sacar un remate potente a pase de Chavarría que se fue apenas por el larguero.